Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
22 septiembre 2016 4 22 /09 /septiembre /2016 23:00
Viñeta: ENEKO

Viñeta: ENEKO

En el transcurso de mi vida he planteado cinco breves preguntas democráticas... [Preguntad a una persona poderosa] ¿Qué poder ha obtenido? ¿De dónde lo obtuvo? ¿En interés de quién lo ejerce? ¿Ante quién rinde cuentas? ¿Y cómo podemos desembarazarnos de usted?. Si no te puedes desembarazar de las personas que te gobiernan, no vives en un sistema democrático

Tony Benn

En la presente entrega, aún de corte introductorio, donde todavía no hemos entrado en profundidad al análisis de los diversos factores que intervienen en esta arquitectura de la desigualdad, donde sólo nos estamos remitiendo a proporcionar determinada información diagnóstica y orientativa, vamos a exponer la otra cara de la moneda de un artículo anterior, que nos retrataba la cara terrible, el lado oscuro de la desigualdad: paro, precariedad, pobreza, miseria, exilio, exclusión social, insatisfacción de derechos y necesidades básicas, etc. Pues bien, en este artículo vamos a retratar algo (parte) de la otra cara de la moneda: riqueza, opulencia, abundancia, poder, control, insultante despotismo sobre la otra cara de esa misma moneda. Por ejemplo, este reciente artículo de eldiario.es nos informa de que el número de multimillonarios en España ha aumentado en un 44% desde el año 2011. En efecto, parece ser que desde la llegada del PP al Gobierno, hay 156 nuevos contribuyentes que declaran tener un patrimonio valorado en más de 30 millones de euros. Las grandes fortunas suelen instalarse en Madrid, donde no pagan el impuesto de patrimonio y se ahorran 660 millones de euros anuales. Por su parte, también hemos conocido (con gran júbilo por parte de algunos periodistas del régimen) la inédita noticia de que, al menos durante unas horas, un español, concretamente Amancio Ortega (fundador del grupo textil Inditex), ha sido el hombre más rico del mundo. 

 

Así que, reflexionemos un poco sobre el tema: resulta que mientras nuestro país estaba inmerso en los peores años de la crisis económica, y mientras el Gobierno del PP se afanaba en bombardearnos con el mensaje de que "habíamos vivido por encima de nuestras posibilidades", y de que lo que tocaba ahora era la más sangrante y despiadada "austeridad", para los ricos debía tocar la hora del desmadre, ya que la cifra de multimillonarios no ha dejado de crecer. Y así, entre los años 2011 y 2014, el número de contribuyentes que declararon a la Agencia Tributaria poseer un patrimonio superior a los 30 millones de euros (¿cuánto y durante cuánto tiempo tendría que "ahorrar" un trabajador o trabajadora para poseer esa fortuna?) aumentó en un escandaloso 44%, según datos oficiales publicados. Desde entonces, 156 nuevas personas se han incorporado al selecto club de los multimillonarios que tributan en España (otros muchos ni siquiera lo hacen, prefieren hacerlo en paraísos fiscales), alcanzando los 508 contribuyentes en 2014. Nos cuentan que la mejora de la bolsa y del mercado inmobiliario fundamentan en parte este crecimiento de las grandes fortunas, pero sobre todo, se debe a la toma en consideración de medidas concretas de políticas concretas, pensadas concretamente con ese fin, es decir, con el fin de aumentar la desigualdad, y hacer a los pobres más pobres, y a los ricos más ricos. No son, por tanto, una "consecuencia" de la crisis, sino el efecto de una serie de medidas que se toman, aprovechándose de la crisis.

 

Según un gráfico ofrecido por el mencionado medio, los datos han crecido vertiginosamente en lo que se refiere a estos "grandes contribuyentes": en 2011 se declararon en este grupo 352 personas, en 2012 443, en 2013 471, y en 2014 508, como ya hemos indicado. Los datos incluyen la riqueza patrimonial de todas las personas físicas obligadas a declarar, esto es, cuando su base imponible es superior a los 700.000 euros. Este incremento entre los que poseen un patrimonio superior a los 30 millones de euros señala el crecimiento de la desigualdad en España, tal y como apuntan también otros muchos estudios de diversas ONG's y movimientos sociales, que iremos refiriendo en su momento. Por ejemplo, los últimos datos publicados en la Encuesta Financiera de las Familias, en 2011, muestran cómo los estratos más pobres de la población perdieron más patrimonio que los más ricos. La riqueza neta media del 25% más pobre de la población perdió un 26% de su patrimonio entre 2005 y 2011. Pero por su parte, el 10% más rico lo aumentó en un 0,2%. El aumento del número de grandes patrimonios en España y el crecimiento entre las personas que más declaran por rendimientos del trabajo evolucionan de forma muy diferente. Entre 2011 y 2014, hay 800 nuevos contribuyentes (un 18,5% más) que declararon retribuciones dinerarias superiores a los 600.000 euros anuales en el IRPF. Más llamativo es ver cómo las declaraciones de IRPF más comunes (las que están en la franja entre 12.000 y 21.000 euros anuales) apenas han mejorado en número, ni tampoco el siguiente escalón. Estas cifras demuestran claramente el sentido de la desigualdad, derivado de la implantación de unas políticas fiscales y económicas muy concretas.

 

Y como señalábamos más arriba, los nombres concretos de los top multimillonarios es también muy significativo. Como nos cuenta el medio Publico.es, el fundador de Inditex, Amancio Ortega, volvió a superar durante unas horas al norteamericano Bill Gates (fundador y Presidente de Microsoft) como el hombre más rico del mundo, tras la última actualización de la lista elaborada por la revista Forbes. Los siguientes nombres extranjeros de la lista son Warren Buffet, Carlos Slim o Jeff Bezos, mientras que los siguientes nombres españoles son los de Rafael del Pino, o Juan Roig (dueño de la cadena de supermercados Mercadona). La fortuna de Ortega (estimada principalmente por el valor de su 60% en su grupo textil) llegó a alcanzar los 78.600 millones de dólares (casi 70.000 millones de euros). Ello fue debido a que en la última semana, las acciones de Inditex se revalorizaron un 3,2%, mientras las de Microsoft retrocedieron en un 0,7%. Según Forbes, la fortuna de Amancio Ortega llegó a aumentar en un sólo día en 1.200 millones de dólares (1.067 millones de euros), lo que equivale a un incremento del 1,5%, alcanzando la estratosférica e indecente cifra antes indicada. Las comparaciones que pueden hacerse rayan en lo estrambótico, en lo patético, en lo indigno de una sociedad que lo permite. Resulta, por ejemplo, que en un sólo día, Ortega ha llegado a ganar lo que ingresan en todo un año 158.000 trabajadores. Esto es así porque según los datos de la última Encuesta de Estructura Salarial, publicada por el Instituto Nacional de Estadística, con datos referidos a 2013, la ganancia media anual por trabajador/a fue de 22.697 euros. Es decir, que el empresario gallego ha ganado en un día lo que ingresan todos esos trabajadores juntos. 

 

Pero da igual, en vez de poner el dedo en esta llaga, nuestros serviles y vasallos periodistas de los medios de comunicación dominantes lo que harán es poner el foco sobre la gran capacidad de nuestros empresarios a nivel mundial, lo cual, según dicen ellos, es una buena noticia para nuestro país, y mejora la "Marca España". Absolutamente demencial. La desigualdad social es una realidad aberrante, caótica e indecente, pero a nuestras Instituciones, gobernantes y medios de comunicación adscritos al poder lo que les interesa es resaltar que el hombre más rico del mundo sea un empresario español. Si ese empresario español vive en una ciudad donde los niños tienen que ir a los comedores escolares (porque sus padres no se pueden permitir darles al menos una comida caliente diaria), o una gran parte de hogares sufre pobreza energética (porque no puede pagar las facturas de la electricidad, ni mantener su hogar en una temperatura aceptable), o el desempleo campa a sus anchas obligando a los más jóvenes a emigrar a otros países, y a los no tan jóvenes a vivir de la pensión de sus abuelos y abuelas, o si las empresas lanzan violentos y masivos ERE sin causa justificada, o si los desahucios están a la orden del día, porque los bancos arrebatan sus hogares a la gente cuando no pueden pagar la hipoteca por falta de ingresos, o si cientos de miles de personas dependientes no reciben sus ayudas, o si las prestaciones por desempleo se vuelven cada vez más inaccesibles, o si los estudiantes se quedan sin poder matricularse en la Universidad por falta de medios económicos, por poner sólo unos cuantos ejemplos de nuestra detestable realidad social, ello no parece dañar la "Marca España" tanto como la mejora el hecho de que tengamos al personaje más rico del mundo. Juzguen los lectores. Continuaremos en siguientes entregas.

Compartir este post

Repost 0
Published by Rafael Silva - en Política
Comenta este artículo

Comentarios

Presentación

  • : Actualidad Política y Cultural - Blog de Rafael Silva
  • Actualidad Política y Cultural - Blog de Rafael Silva
  • : Blog de Rafael Silva. Presenta artículos de opinión basados en la actualidad política, cultural y social.
  • Contacto

Búsqueda

Categorías