Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
12 noviembre 2014 3 12 /11 /noviembre /2014 00:00

"Todas las funciones del aparato del Estado pueden reducirse a lo siguiente: vigilancia y control de la vida de la sociedad para servir a los intereses de la clase dominante"

(Ernest Mandel)

 

 

 

 

Para mayor desvergüenza, recochineo y mofa de la ciudadanía, el Partido Popular y su Gobierno continúan llenándose la boca con el argumento del "respeto a la Ley". Recientemente, en muchos de sus discursos han utilizado dicho argumento, en multitud de variantes, para referirse a algunos asuntos de la actualidad, sobre todo para hinchar el pecho ante lo que ellos denominan el "desafío soberanista" de Cataluña. María Dolores de Cospedal, Secretaria General del PP, declaraba al respecto que "por muy alto que se crea un gobernante, siempre la Ley estará por encima de él". Por su parte, la fórmula más elegida por Mariano Rajoy ha sido la de "Ley y diálogo", en un auténtico diálogo de sordos (por no decir de besugos) que protagoniza su Gobierno con el de la Generalitat catalana. O bien, las declaraciones en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros de la Vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, afirmando que "lo que un gobernante no puede hacer es saltarse la ley a su antojo".

 

respeto_ley1.jpgComo decimos, algunas variantes más de dicho argumento han sido utilizadas por los dirigentes del PP como un gran mantra indiscutible. Pero claro, es fácil desmontar los argumentos de quien se llena la boca precisamente incumpliendo lo que dice. Y al igual que con el tema de la corrupción, el PP y sus secuaces tienen nula credibilidad en este asunto, pues son los primeros que desmontan las leyes que les molestan a sus intereses, incumplen las que ponen en peligro sus objetivos, y crean nuevas leyes a imagen y semejanza de su modelo de sociedad. Bajo este prisma, difícilmente se puede sostener dicho argumento sin que nos de la risa. Pero veamos algunos ejemplos al respecto. La Ley suprema del Estado es la Carta Magna, nuestra Constitución, justamente ésa de la que celebran su refrendo cada 6 de diciembre. Pues bien, es la primera Ley que no se cumple. Porque declara en su articulado un montón de derechos, de normas y de preceptos que, si se cumplieran de verdad, no se hubiera llegado al grado de deterioro social y político al que nos han conducido los gobernantes del bipartidismo.

 

respeto_ley2.jpgTenemos por ejemplo el derecho a la vivienda, que no sólo no se garantiza, sino que se legisla continuamente en favor de la banca, sin cambiar una Ley Hipotecaria de hace más de un siglo que consagra la fuerza y el poder de la banca sobre los propietarios de una vivienda, y deshaucia a las personas que no pueden pagar la hipoteca, condenándolas a una vida indigna y a una deuda permanente. O bien el derecho a la tutela judicial efectiva, consagrado también en nuestra Constitución, pero que el actual Ministerio de Justicia (mediante su anterior titular, Alberto Ruiz-Gallardón) se ha encargado de desmontar, imponiendo un sistema de tasas retrógrado e injusto para la ciudadanía, que impide que muchas personas sin recursos puedan litigar ante el ataque de cualquier empresa, particular o institución. Los planteamientos de la Ley de Seguridad Ciudadana, que ahora se debaten, rompen también con derechos consagrados en la Constitución, tales como el derecho de reunión, de protesta y de manifestación, criminalizando la movilización popular e instaurando un conjunto de sanciones administrativas para quienes osen enfrentarse al sistema desde las calles. Nos pedirán "respeto a la Ley", pero es muy fácil hacerlo desde la atalaya de quien tiene el poder para fabricar las leyes que sólo a ellos les benefician.

 

respeto_ley3.jpgDos de las grandes joyas de la Corona, como son nuestro sistema educativo y nuestro sistema sanitario, están siendo también desmantelados en cuanto a sus características de gratuidad y universalidad, para migrar hacia sistemas privados, que dejan de garantizar la atención pública y de calidad para toda la ciudadanía. Y qué decir del derecho al trabajo, vulnerado sistemáticamente no sólo porque se desmonta todo el andamiaje de las relaciones laborales, dando la absoluta hegemonía al poder empresarial, sino porque además se abandona el empleo público, estable, decente y de calidad, para migrar hacia un sistema de empleos inestables, precarios, temporales, que no garantizan salir de la pobreza a las personas que los obtienen. ¿Están ellos respetando las leyes, la Constitución, el Estatuto de los Trabajadores? No, están utilizando las leyes a su antojo, dando primacía a los artículos y preceptos que ellos consideran "sagrados" (como el derecho a la propiedad privada), y menospreciando las leyes que son indeseables para la consecución de sus objetivos, como por ejemplo, la Ley de la Dependencia, que es sistemáticamente violada, desmantelada y menospreciada por el Gobierno del PP.

 

respeto_ley4.jpgRompen igualmente con la Constitución en lo tocante a la progresividad fiscal, ¿y qué decir del Estatuto de los Trabajadores? ¿Acaso no llevan rompiendo el consenso creado en la década de los 80 del siglo pasado, durante todos estos años de "democracia", mediante reformas laborales parciales, y modificaciones sustanciales en las normas sobre contratación y despidos de los trabajadores? ¿Se respeta el Estatuto de los Trabajadores cuando se habla de deslocalización de empresas, de descuelgue de convenios colectivos, de prácticas de puro y duro terrorismo empresarial, ejecutadas al amparo de dichas reformas? ¿Y aún se llenan la boca diciendo que un gobernante no puede saltarse la Ley? En definitiva, como puede verse, bajo la tremenda falacia y el mantra del "respeto a la Ley", lo que está legitimándose en verdad es un modelo de sociedad excluyente, elitista, mercantilista, desigual, que vela únicamente por los intereses de los poderosos, como no podía ser menos en una democracia débil y limitada como la nuestra, donde la clase dominante ha sabido disfrazar muy bien que en realidad se legisla para su propio beneficio. Y en esas estamos.

Compartir este post

Repost 0
Published by Rafael Silva - en Política
Comenta este artículo

Comentarios

Presentación

  • : Actualidad Política y Cultural - Blog de Rafael Silva
  • Actualidad Política y Cultural - Blog de Rafael Silva
  • : Blog de Rafael Silva. Presenta artículos de opinión basados en la actualidad política, cultural y social.
  • Contacto

Búsqueda

Categorías