Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
28 noviembre 2014 5 28 /11 /noviembre /2014 00:00

"La Educación se centrará en el ser humano y garantizará su desarrollo holístico, en el marco del respeto a los derechos humanos, al medio ambiente sustentable y a la democracia; será participativa, obligatoria, intercultural, democrática, incluyente y diversa, de calidad y calidez; impulsará la equidad de género, la justicia, la solidaridad y la paz; estimulará el sentido crítico, el arte y la cultura física, la iniciativa individual y comunitaria, y el desarrollo de competencias y capacidades para crear y trabajar"

(Constitución de Ecuador)

 

 

 

 

En efecto, bien podríamos aprender de estos países, como Bolivia, Ecuador o Venezuela, que definen la educación pública enfocada a los derechos humanos y a las necesidades sociales, como procesos humanos que garantizan derechos fundamentales, en vez de como la define la LOMCE del gobierno del PP, enfocada al crecimiento económico y a la competitividad. Y para justificarlo, en el caso de nuestras Universidades Públicas, las están acusando desde los centros de pensamiento neoliberal de ser ineficaces, caras y mediocres, cuando todos los estudios internacionales demuestran que nuestra Educación Superior, así como el conjunto de sus publicaciones literarias, científicas y técnicas, son equiparables al entorno de los países de la OCDE, a pesar de que la inversión pública en esta materia es del orden de un 20% inferior a la de dichos países. Véase para ello el estudio de Xavier Grau, que presenta innumerables datos, gráficos y conclusiones que lo avalan. De esta forma, podemos afirmar sin complejos que nuestros resultados en docencia, investigación, publicación y transmisión al tejido social y empresarial de este país se sitúa a un nivel bastante decente.

 

educacion_publica251.jpgSon las corrientes neoliberales, por tanto, las que no desean una Universidad Pública que cumpla dichas funciones, sino que se convierta en un gran epicentro de difusión de su ética, de su pensamiento y de su filosofía, para que actúe como correa de transmisión al resto de la sociedad. Y para ello, ponen en marcha todo tipo de medidas encaminadas a justificar su tremendo ataque a la Educación Superior: ahogamiento financiero por vía del recorte en la financiación pública, despido de profesores e investigadores, desmantelamiento de aulas y salas, endurecimiento de los requisitos para acceder a becas y ayudas públicas a los estudiantes por parte del Estado, o encarecimiento de créditos, matrículas y precios públicos de los estudios de posgrado. Todo ello unido a la evolución científica y académica en función de las presiones de los clientes (grandes empresas, bancos y financiadores en general) derivadas del mecenazgo, que imponen la visión mercantilista, elitista y economicista de la Educación Superior en nuestro país.

 

educacion_publica252.jpgY frente a esta privatización del conocimiento, nosotros apostamos desde la izquierda por volver a recuperar una Universidad Pública que forme ciudadanos y ciudadanas libres y críticos, con capacidad de analizar, pensar, criticar y formar alternativas útiles al ocaso del sistema que vivimos, y que nos conduce indefectiblemente a la pérdida de toda la esencia educativa que desde la Universidad se nos prentende potenciar. Queremos volver a disfrutar de estructuras de gobierno del mundo universitario participativas y democráticas, sin injerencias del mundo empresarial, y de los avatares del mercado. Queremos volver a recuperar las dignas condiciones de trabajo para los profesionales de la Universidad, y dotar al estudiantado de todos los recursos humanos y materiales que hagan posible la función principal que la Universidad ha de brindarles. Y pensamos que la discusión y la construcción de este modelo requiere un proceso abierto, participativo e inclusivo, fuera de los métodos despóticos practicados por este Gobierno, que nazca de la propia Universidad, pero que abarque a toda la sociedad civil en su conjunto, ya que todos seremos partícipes del fruto de su conocimiento y de su evolución.

 

educacion_publica253.jpgLa Universidad Pública no puede dejar de ser un actor alejado de la sociedad civil a la que sirve, para pasar a ser un actor interesado, pieza fundamental de un sistema neoliberal que entiende la Educación Superior como parte de su engranaje propagandístico. Este perverso sistema necesita dimensionar la propia Educación como una mercancía más, objeto de sus negocios y de sus beneficios, y adalid de la propia difusión de las ideas y visiones del sistema. Ellos entienden la Universidad y su entorno como una industria del conocimiento, sujeta a las leyes del mercado y de la competitividad, donde sólo tendrían cabida las prácticas docentes que encajaran en dicho modelo, que fueran proclives a las exigencias de capital humano provenientes del sector privado, y la investigación susceptible de ser comercializada como un producto más, de cara a generar beneficios para dicha industria privada. De esta forma cierran el círculo, y construyen una Universidad Pública a su imagen y semejanza, como pieza fundamental del sistema capitalista al que sirven. Ya pusieron la primera semilla de este demencial sistema con el Plan Bolonia, cuyo objetivo y cuyas reformas no eran científicas ni pedagógicas, sino exclusivamente económicas.

 

educacion_publica254.jpgEn el fondo, Bolonia no fue más que una perversión de la educación universitaria, una especie de "tratado de libre comercio" educativo entre nuestro sistema y el sistema norteamericano, para poder competir también con los Estados Unidos en el mercado de la educación. No se trataba de construir la tan ansiada y cacareada "Sociedad del Conocimiento", sino más bien de convertir el conocimiento en una mercancía más, igual que cualquier otro bien, producto o servicio. Reorientan todo el sistema, desde su funcionamiento, sus bases, sus objetivos y sus órganos de gobierno, incluso hasta su nomenclatura, para "adaptarlo" mejor a los tiempos actuales y a las "necesidades" de nuestras actuales sociedades. Y de esta manera, transforman a los estudiantes en "clientes", a las Instituciones educativas en "empresas" del sector servicios, a los rectores y decanos en "gestores", a los órganos de gobierno de la comunidad educativa en "Consejos de Administración" de sus patrocinadores, y a su conocimiento en "mercado y competitividad", para adaptarlo mejor a sus nuevas funciones. Se mercantiliza el conocimiento, se apadrinan sus especialidades, y se construyen centros de élite educativa, junto con centros masificados, que evidentemente impartirán materias y especialidades distintas. Si a todo ello le sumamos la política discriminatoria en cuanto a la admisión de alumnos, ya tenemos todo el chiringuito montado. Objetivo cumplido: desmantelar la Educación Superior, despojarla completamente de su función, y reconstruirla en función de las nuevas necesidades del sistema capitalista. Continuaremos en siguientes entregas.

Compartir este post

Repost 0
Published by Rafael Silva - en Política
Comenta este artículo

Comentarios

Presentación

  • : Actualidad Política y Cultural - Blog de Rafael Silva
  • Actualidad Política y Cultural - Blog de Rafael Silva
  • : Blog de Rafael Silva. Presenta artículos de opinión basados en la actualidad política, cultural y social.
  • Contacto

Búsqueda

Categorías