Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
19 noviembre 2014 3 19 /11 /noviembre /2014 00:00

    "Sin memoria y sin República no hay esperanza. Los pueblos de nuestra vieja y querida patria están despertando. Apoyemos el clamor que se alza desde las calles y plazas reclamando pan, techo y trabajo"

(Manuel Ruiz Robles, Colectivo ANEMOI)

 

 

 

 

Rescato a continuación uno de los párrafos de un artículo de Paco Azanza, publicado en su Blog "Baraguá" cuando afirma sobre el régimen surgido de la Transición: "Así se entiende que desde 1977 a esta parte [el régimen] acumule 350 muertos, más de 30.000 detenidos, 5.000 prisioneros, 7.000 torturados y varios desaparecidos; que el Comité de Derechos Humanos de la ONU llame la atención al Gobierno [de Rodríguez Zapatero, extrapolable al de Rajoy] por las torturas practicadas en las dependencias policiales, e insta a que suprima la legislación que permite el régimen de incomunicación de los detenidos que facilita dichas torturas. Así se entiende que, por el mero hecho de guardar silencio, se ilegalicen partidos y se encarcele a sus dirigentes; que se secuestren revistas, y se cierren periódicos y emisoras de radio. Así se entiende que, mientras ex Presidentes y otros ex altos cargos cobran sueldos vitalicios, el desempleo en todo el Estado afecte a casi cinco millones de personas [hemos actualizado el dato, el original se refería a tres]".

 

republica_queremos161.jpgY continúa: "Así se entiende que un ex Presidente del Gobierno (Aznar) se involucre en una guerra ilegal (Irak) y no sea juzgado; sin olvidar que el Jefe del Estado y máximo responsable militar del ibérico país difícilmente pudo estar al margen de la decisión invasora. Así se entiende que otro ex Presidente del Gobierno (Rodríguez Zapatero) defendiese en la Cumbre Iberoamericana de Chile (2007) el modelo neoliberal que tanto sufrimiento está causando en toda América Latina, con el perverso propósito de favorecer a las empresas españolas (a la oligarquía que él representa), y que exigiese respeto para un fascista y criminal (Aznar) que no respeta a nadie. Así se entiende que el único Jefe de Estado de toda aquélla Cumbre que nunca ha sido elegido por su pueblo (Juan Carlos de Borbón) mandara callar a quien sí lo ha sido y utiliza la verdad y la palabra para defender su legítima causa, la de los pobres...".

 

republica_queremos162.jpgDe todas estas cosas hay que concienciar a las personas en nuestro país, de la necesidad de la República, justamente porque tenemos necesidad de un mayor entorno democrático, de un mayor contexto de redistribución de la riqueza, de una mayor justicia social, de un mayor equilibrio entre la distribución de rentas, de una mayor garantía de cumplimiento de los Derechos Humanos básicos y fundamentales. Por tanto, hay que centrarse sobre todo en esta idea de necesidad y para ello hay que denunciar clara y concretamente los defectos y limitaciones de nuestra "democracia", hay que denunciar las graves deficiencias democráticas que sufrimos, y hay que denunciar las graves carencias del sistema monárquico actual (una Constitución que pone al Jefe del Estado por encima de la ley, falta de separación e independencia de poderes, falta de libertad de expresión, existencia de tortura y malos tratos policiales, Jefatura del Estado no sujeta a ningún control, corrupción generalizada por falta de controles y transparencia de los cargos públicos, de su patrimonio, de sus actividades, de sus viajes, de sus privilegios, justicia que protege a los poderosos y se ceba con los más débiles, incumplimiento de los derechos sociales reconocidos en la Constitución, etc., etc., etc.).

 

Hay que hacer ver a la ciudadanía los auténticos motivos por los que las cosas no funcionan, hay que hacerle ver y demostrarle que las ramas del árbol están podridas justamente porque lo está el mismo tronco, hay que hacerle ver y propagar a los cuatro vientos que no puede esperarse justicia de un sistema cuya Ley de Leyes ya es profundamente injusta porque atenta contra el principio básico de igualdad ante la propia Ley de todos los ciudadanos/as. Hay que hacerle ver que no podemos aspirar a disfrutar de trabajo o vivienda dignos si la estructura básica del Estado en que vivimos lo impide, pero lo impide de forma estructural y generalizada, si tenemos una Constitución que concede una exagerada prioridad a los derechos "secundarios" de unos pocos (como el derecho a la propiedad privada o a la libertad empresarial) frente a los derechos básicos de una inmensa mayoría social (como la vivienda, el trabajo, la sanidad, la educación, las pensiones, la dependencia, etc.).

 

republica_queremos163.jpgHay que explicar la situación actual como un correlato y consecuencia lógica de los puntales del propio sistema. Hay que hacerle ver al conjunto de la ciudadanía que el sistema está corrompido hasta las propias entrañas, que la corrupción no son un conjunto de casos aislados y puntuales, sino que el propio sistema, de forma estructural, tolera y ampara la corrupción en su propio seno. Todo esto ya lo estamos haciendo, en la calle, desde tribunas como este Blog, en las protestas, en los artículos, en las firmas populares, en las movilizaciones ciudadanas, pero aún hemos de hacerlo más. Aún hemos de llegar a muchas más personas, de toda suerte de condiciones y circunstancias, para que el mensaje cale justamente en esa maltratada mayoría social capaz de provocar el gran cambio. Y de esta forma, construir ese contrapoder ciudadano que, constituido como sujeto político soberano, se alza ante los poderes fácticos y reclama otro sistema político y social más justo para todos.

 

republica queremos164Y podamos alcanzar entonces la República que queremos, podamos construir una nueva sociedad bajo otros mimbres, con otros objetivos, desde otros valores. En una primera etapa, en la etapa inicial de construcción de dicha República, hay que evitar poner "apellidos" a ésta, hay que evitar etiquetarla, porque dichos adjetivos, apellidos o calificativos sólo pueden confundir y entorpecer el proceso. Por tanto, al principio hay que reivindicar la República sin más. Y ello porque hay que evitar los sectarismos y las divisiones, las confusiones, el miedo y la división social ante el hecho fundamental de romper con el actual régimen, sino de construir una nueva sociedad. Si no lo hacemos así, sólo le estaremos dando excusas al enemigo (la clase dominante) para desprestigiar la causa, para meter miedo a la sociedad, en el sentido de que a la Monarquía actual sólo puede sucederle el caos. Fijaos cómo esta misma estrategia ya está empleándose ante el temor de la irrupción de la nueva fuerza política Podemos.

 

Pero no nos dejemos engañar. La República no puede dar miedo, no puede dar imagen de caos, sino que debe ser vista por el pueblo, por el conjunto de la sociedad, como una necesidad, como una exigencia democrática, de avanzar en su desarrollo, de perfeccionar su funcionamiento, de asentar sus garantías, y por tanto de mejorar las condiciones de vida de las personas, después de acabar con un régimen monárquico impuesto por una anterior dictadura, sujeto a graves déficits democráticos. El movimiento republicano debe ser percibido como un movimiento popular, democrático, pacífico, tranquilo, sosegado, paciente, pero inflexible, determinista, seguro, decidido, realista, centrado en superar el presente y en construir un futuro mejor para toda la sociedad. Sólo del pleno convencimiento de esta necesidad surgirá la voz y la fuerza popular necesarias para derrocar al actual régimen, que podemos tildar de "segunda restauración borbónica", e implantar la Tercera República en nuestro país. Continuaremos en siguientes entregas.

Compartir este post

Repost 0
Published by Rafael Silva - en Política
Comenta este artículo

Comentarios

Presentación

  • : Actualidad Política y Cultural - Blog de Rafael Silva
  • Actualidad Política y Cultural - Blog de Rafael Silva
  • : Blog de Rafael Silva. Presenta artículos de opinión basados en la actualidad política, cultural y social.
  • Contacto

Búsqueda

Categorías