Overblog
Seguir este blog Administration + Create my blog
16 enero 2013 3 16 /01 /enero /2013 00:00

Iniciamos aquí una nueva y breve serie de artículos para exponer, una vez más, las propuestas concretas y objetivos que nos planteamos desde la izquierda en torno a los aspectos de índole económica y social, sobre todo después de la celebración de la X Asamblea Federal de Izquierda Unida, y también en sintonía y coordinación con otros movimientos políticos y sociales de la izquierda, que están a su vez en sintonía con IU. Junto a ello, incluimos también reivindicaciones y propuestas de otras plataformas y asociaciones ciudadanas que también están trabajando, cada una en su ámbito, en la lucha contral el capitalismo, y en ofrecer un frente común de resistencia y de alternativa.

 

Vamos a organizar y a dividir el conjunto de objetivos y propuestas en seis grandes bloques, que tienen que ver con el Empleo (1), Derechos Sociales (2), Banca Pública (3), Economía al Servicio de las Personas (4), Democracia Avanzada (5) y Propuestas Europeas (6). En este primer artículo de la serie comenzaremos con las propuestas ligadas al Empleo, su creación, defensa, protección y reactivación, porque consideramos que es el primer problema, con diferencia, que sufre actualmente nuestra sociedad. En el Parlamento, el Grupo de la Izquierda Plural ha propuesto un montón de veces al Gobierno la realización de un Pleno Monográfico sobre Empleo, que ha sido hasta ahora sistemáticamente rechazado por el PP. Vamos a exponer cómo lo enfocamos desde la izquierda, donde en primer lugar, exigimos, como no puede ser de otra manera, la derogación de la Reforma Laboral y de la Reforma de las Pensiones.

 

No hemos de conformarnos con algunas situaciones de partida que nos dan una postura de resignación, como plantear empleo sólo para varios millones de personas (quedándose el resto en el paro), o bien asumir que las nuevas contrataciones nunca serán como antes, en el sentido de que ya no se disfrutará de los mismos sueldos, ni de la misma protección social. Desde la izquierda no nos resignamos a estas situaciones, nos rebelamos contra ellas, porque entendemos que el paro crónico y galopante que sufrimos tiene solución. Lo que ocurre es que NO TIENE SOLUCIÓN DENTRO DEL SISTEMA CAPITALISTA. Por eso tenemos que abolirlo. Pero como esto no se hace de la noche a la mañana, sino que es un proceso que lleva cierto tiempo, pues hay que adaptar la estructura empresarial, la filosofía y los valores de toda una sociedad, proponemos de entrada una serie de medidas posibles, creíbles y demostrables para la creación y la protección del empleo. Partimos de la base de que todo el mundo tiene derecho a trabajar, en condiciones de salario y de protección dignas. Proponemos las siguientes medidas:

 

1.- Reducir de manera inmediata la jornada laboral semanal a 35 horas en el plazo de un año, sin disminución salarial equivalente en ningún concepto. Se eliminarán las horas extra, salvo por fuerza mayor en aquéllos casos reconocidos por convenios estatales, y se establecerán 31 días de vacaciones anuales retribuidas.

 

2.- Sin perjuicio e independientemente de la medida anterior, se trabajará en un plan para bajar aún más la jornada laboral, a 32 horas semanales, para repartir el trabajo existente (sin reducción salarial), en caso extremo de necesidad.

 

3.- Adelantar la edad de jubilación a los 60 años en el plazo de una legislatura (4 años), mediante contratos de relevo. Todas las vacantes surgidas de la jubilación serán cubiertas con nuevos contratos.

 

4.- Se elevarán tanto la pensión mínima como el Sueldo Mínimo Interprofesional (SMI) a la cantidad de 1.100 euros brutos mensuales.

 

5.- Reincorporar a los trabajadores públicos despedidos a sus respectivos empleos, estableciéndose un plan de incremento de las plantillas públicas en función de las necesidades sociales y del cumplimiento de las 35 horas semanales, así como la restitución de todos los derechos laborales perdidos. De esta forma, Sanidad, Educación y Dependencia serían, entre otros, los sectores más recuperados.

 

6.- Todas las empresas privadas con viabilidad económica, tienen que restituir a los trabajadores despedidos y aumentar las plantillas para aplicar las 35 horas de trabajo semanales, así como el adelanto de la edad de jubilación. La viabilidad o no de una empresa será establecida por una representación de los trabajadores de la misma, y por parte de la Administración, mediante una auditoría completa de la propia empresa. Se prohibirá por Ley que ninguna empresa con beneficios pueda plantear un ERE a sus empleados.

 

7.- Puesta en marcha de un Plan de Creación de Empleo Público. Su cuantía vendría determinada por el objetivo de alcanzar el pleno empleo. Dada la incapacidad del sector privado para alcanzarlo, la columna vertebral de esta propuesta es el desarrollo y fortalecimiento del sector público, que tendrá que plantearse como objetivo el acabar con el desempleo. De esta forma, se aumentará el ratio de personal al servicio del Estado del Bienestar (que siempre ha sido de los más bajos de la UE-15), trabajando en los sectores de la Educación, la Sanidad, los Servicios Sociales, la Dependencia, etc. Se crearán nuevos nichos de empleo dentro de todos estos sectores.

 

8.- Se fija (como en las pensiones) un Salario Mínimo Interprofesional (SMI) de 1.100 euros brutos mensuales (en 14 pagas), y una escala móvil de salarios, que garantice el mantenimiento de su poder adquisitivo. Todas las condiciones de trabajo de la función pública, así como de los políticos en activo, será publicada en Internet.

 

9.- Se establecerá un Salario Máximo Interprofesional (SMAXI) de 5.500 euros brutos mensuales (en 14 pagas) para los trabajadores y directivos de las empresas públicas.

 

10.- Se instaurarán normas para acabar por Ley con la precariedad laboral reinante en nuestro país, como parte inicial de una reforma empresarial más ambiciosa. Se suprimirá el contrato temporal por circunstancias de la producción. El resto de los contratos de duración determinada deberán cumplir el principio de causalidad bajo supervisión estricta de las Administraciones Públicas, la inspección laboral y los sindicatos. Se prohibirán las actuales Empresas de Trabajo Temporal (ETT). La gestión del desempleo, así como de las ofertas de empleo a las personas en paro, volverá a ser de iniciativa y control público.

 

11.- Se promulgará con carácter inmediato un subsidio de desempleo indefinido para toda persona desempleada, mientras no se garantice un puesto de trabajo digno, nunca inferior al SMI, pues ninguna persona o familia debe carecer de los ingresos mínimos suficientes para poder vivir con dignidad. Esta medida es, además, imprescindible para poner en marcha una transformación total del actual sistema productivo, sin que esto suponga arrojar a la miseria ni abandonar a su suerte a millones de trabajadores/as.

 

12.- Nacionalización total, inmediata y definitiva de todas las empresas que cierren, o despidan a trabajadores sin la autorización administrativa correspondiente.

 

13.- Proceder a toda serie de medidas que conduzcan a un reparto equitativo del trabajo existente en los sectores de la economía que temporalmente no tengan demanda externa o interna, sin reducción salarial.

 

Continuaremos en el siguiente artículo exponiendo las medidas de ámbito social, y relativas a la ampliación/recuperación de nuestros derechos sociales. Y si algunos lectores se están preguntando de dónde sale el dinero para poder llevar a cabo todas estas reformas y medidas, les puedo sugerir, entre otras muchas medidas (aunque esto lo hemos repetido en muchos artículos), que puede salir de una reforma fiscal justa, de las SICAV, de los Impuestos a la Riqueza y al Patrimonio, del Impuesto de Sociedades, del Impuesto a las Transacciones Financieras, de una lucha real contra el fraude y la evasión fiscal...¿seguimos? Creo que no hace falta. Los lectores pueden consultar las estimaciones de recaudación realizadas desde IU en muchos otros artículos para convencerse de que todo esto es posible.

Compartir este post
Repost0
15 enero 2013 2 15 /01 /enero /2013 00:00

Durante este pasado fin de semana el PSOE ha celebrado con su plana mayor un Comité Federal, según ellos, muy centrado en la renovación de las ideas. En efecto, estuvieron varias horas debatiendo sobre los grandes asuntos y problemas de la sociedad española, y después el Secretario General, Pérez Rubalcaba, lo explicó en rueda de prensa. Mi consejo de entrada para el PSOE es que el primer debate que tienen que solventar, que además no necesita mucho tiempo de discusión, es hasta cuándo van a seguir engañando y tomándole el pelo a los ciudadanos de este país, sobre todo a sus votantes, y de entre sus votantes, a los que se sienten de izquierdas, pero contemplan desencantados cómo este PSOE se les queda muy pequeño, casi ínfimo.

 

rubalcaba.jpgPero el caso es que estoy harto de escucharles hablar de su renovación de ideas, de ponerse muchas medallas de izquierdas, y sobre todo, de escucharles a ellos y a la derecha más conservadora del PP decir que son (el PSOE) un partido necesario. El PP sabe que es su alternancia (que no alternativa) y como tal lo trata en este sistema bipartidista que apesta, que ellos preparan muy bien para continuar ad infinitum. Y desde esta tribuna quiero afirmar rotundamente que el PSOE no es un partido necesario. Es sólo el partido que ha gobernado en España durante muchos años, siguiéndole el juego a la derecha más recalcitrante, y adoptando algunas medidas de maquillaje de cara a la galería para que no se les vea mucho el plumero. Al PSOE le sobran de sus siglas la S y la O, pues ni es socialista, ni es obrero.

 

psoe1.jpgActualmente, el PSOE no remonta en las encuestas, y en cada Elección a la que se presentan cosechan peores resultados. Es fruto de una crisis interna y externa que ha puesto a este partido en su sitio, donde se merece, pues pensamos que va a continuar cayendo mientras no ofrezca una alternativa real de izquierdas a la ciudadanía. Ahora continúan enzarzados, ayudados en esto mucho por la prensa, a dilucidar cuándo deben celebrar Elecciones Primarias, para elegir su próximo candidato o candidata a la Presidencia del Gobierno. No obstante, parece que se dan cuenta de que la ciudadanía ya los tiene muy calados, y estos debates de ideas intentan proyectar una cortina de humo, como ofreciendo una imagen de partido en auténtica renovación.

 

Pero es curioso cómo este PSOE en crisis es motivo de honda preocupación para la oligarquizada democracia española, y cómo se escucha desde todos los sectores de derechas, el deseo ferviente de que el PSOE encuentre su camino. Desde la izquierda real y auténtica de este país no debemos entrar en estos debates estériles, sino denunciar clara y abiertamente la falacia de un partido político que abandonó el socialismo desde hace varias décadas, y que sólo ofrece como diferencia frente al PP una gestión un poquito más social del capitalismo. Pero a la hora de la verdad, sus mismos esquemas, prioridades y valores se aplican por uno y otro. Y el bipartidismo se resiente ante estas crisis de uno de sus partidos estrella, porque representa la continuidad de los mismos esquemas de poder desde la época de la Transición.

 

psoe2.jpgNo somos nadie para aconsejar a la militancia de base del PSOE que se siente auténticamente de izquierdas (¿quizá los que publicaron el vídeo del perdón?), pero creo que lo que tienen que tener claro es que la actual cúpula dirigente del PSOE no va a marcharse, así que si no renuevan el partido desde muy dentro, desde sus mismas entrañas, no tienen ninguna posibilidad de volver a cosechar éxitos electorales. Hace ya mucho tiempo que Felipe González (ése al que hace poco le rendían homenaje los suyos) y su camarilla dirigente alejaron al PSOE de los postulados fundacionales de Pablo Iglesias, y renunciaron a su herencia ideológica. Muchos estamos convencidos de que si esto no hubiera pasado, otro gallo le hubiera cantado a la clase trabajadora, que tanta ilusión puso en las Elecciones de 1982. Pero a partir de aquí, el PSOE se deteriora a marchas forzadas, sus dirigentes se acomodan al poder, y tejen además una red clientelar (véase los ERE en Andalucía, sin ir más lejos) que mantienen hasta nuestros días.

 

psoe3.jpgIntentar ahora, a estas alturas, con lo que ha llovido, regenerar el partido en varias sesiones de debate como la que acaban de celebrar este pasado fin de semana, no va a salvarles de la caída libre donde están sumidos. Son cómplices además, junto con toda la socialdemocracia europea, de haber creado este marco europeo neoliberal que nos domina, con estos esquemas profundamente antisociales, y que no nos ofrece ninguna salida. Ahora se limitan a decir que hay que combinar la austeridad con las políticas de estímulo al crecimiento, y que hay que poner la creación de empleo antes que el cumplimiento de los objetivos de déficit público, pero ya no se acuerdan de la modificación que hicieron a la Constitución, en el verano de 2011, al alimón con el PP, para introducir en ella esta ideología neoliberal, y dar primacía al pago de la deuda frente a la inversión social. Por no hablar de las sucesivas reformas laborales, privatizaciones y recortes que han estado practicando cuando han estado en el Gobierno.

 

psoe4.jpgLuego por tanto, se encuentran en una encrucijada difícil en el PSOE, pues ni la sustitución de caras nuevas ni sus forzados y poco creíbles debates de ideas le van a sacar las castañas del fuego. Están demasiado comprometidos con este bipartidismo reinante en nuestro país, y es demasiado el poder y la influencia que todavía poseen en Instituciones, empresas, lobbys, y sectores importantes de este país que no ofrecen ya ni la más mínima credibilidad en cuanto a su renovación en ningún frente. Su ligazón a los poderes fácticos es indiscutible, y la ciudadanía ya está harta de sus votos útiles o prestados para "frenar a la derecha", cuando después son ellos los primeros que practican su política, en muchos casos fervientemente. La cúpula dirigente se encuentra en un impass, en un tiempo de espera que les permita que los ciudadanos/as se olviden de su mala gestión, de sus traiciones y de sus engaños, para que su listón de confianza aumente. No creo que suceda. Continúan en un autismo que no les llevará a ninguna parte, mientras sigan con el ADN del PSOE clásico.

 

psoe5.jpgSon ya muchos años de renuncia a los principios del socialismo, de bailarle el agua a los grandes poderes económicos, de engañar y traicionar a los intereses de la clase trabajadora, esa a la que dicen representar. Llevan demostrando desde hace mucho tiempo que esto es lo único que saben hacer, atrincherarse en el poder para dar más rienda y cobijo al bipartidismo de esta manida sociedad, a costa de renunciar a defender los principios del auténtico socialismo, ese que llevan en su nombre y en sus siglas. Por eso ya no tienen credibilidad. ¿Para qué queremos una fuerza política así? Como dicen en sus pancartas los ciudadanos que se manifiestan, no nos representan. Al menos, al PP se le ve de venir, ellos representan claramente a la derecha. En el fondo, son completamente previsibles. Pero a este PSOE comparsa del gran capital, cómplice de las prácticas capitalistas más brutales y abusivas, no lo queremos para nada. Y el rechazo ciudadano es evidente, y cada vez se hará más palpable. Pero ellos siguen a lo suyo, abogando por pactos y acuerdos con la derecha, para el consenso en los grandes asuntos, que ellos llaman "asuntos de Estado", cuando lo que sufrimos en este país es una lucha de clases cruel, macabra y diaria.

 

psoe6.jpgSi fueran socialistas de verdad, creerían (entre otras muchas cosas) en una mejor redistribución de la riqueza, en una política fiscal justa, en un Estado laico, en una Banca pública, en una democracia total, absoluta y completa. Pero todo esto requiere coherencia política y dignidad de partido, cosas que nos han demostrado que no poseen. Sólo sirven para grandes acuerdos con la derecha, para dar aliento a esta dictadura de los mercados, y para ser un aparato electoral, que cada día que pasa se debilita ante la ciudadanía. Si Pablo Iglesias resucitara, creo que volvería a fundar un Partido auténticamente socialista y obrero, antes de volver a morirse contemplando la vergüenza en que se ha convertido este PSOE de dirigente barato, declaración fácil y engaño constante. En resumidas cuentas, ya no es momento de recuperar siglas, restaurar partidos en falsos debates de ideas, ni cambiar caras de líderes que representan pequeñas variantes de lo mismo, sino de organizarnos desde la izquierda, desde los auténticos socialistas y comunistas de este país, para en coordinación y apoyo con los diferentes movimientos sociales que están emergiendo, poder organizar un frente común de lucha para abatir este ataque neoliberal sin piedad a la clase trabajadora. Olvidemos a este PSOE. No es necesario. No nos representa.

Compartir este post
Repost0
14 enero 2013 1 14 /01 /enero /2013 00:00

Por la presente, me dirijo a usted para plantearle, como ciudadano español, mis comentarios, opiniones y observaciones en torno a una de sus grandes declaraciones de siempre, desde su discurso de proclamación como Rey de España hasta la actualidad, pues creo que la última vez que se la he escuchado ha sido en su reciente entrevista para la televisión con el periodista Jesús Hermida. Pues bien, su afirmación en cuestión, de la que además dice usted sentirse muy orgulloso, es la de "SER UN REY PARA TODOS LOS ESPAÑOLES". Lo afirma usted con orgullo y total rotundidad, y dice haberlo conseguido, pero como humilde ciudadano creo que tengo que estar en desacuerdo. Voy a rebatirle dicha afirmación desde mi más absoluto respeto hacia su figura, como no podía ser de otra manera entre personas civilizadas, pero reivindicando mis posturas.

 

Bien, partamos de algunas premisas previas, para situar el enfoque correctamente. En primer lugar, me siento profundamente republicano, y espero que en nuestro país alcancemos algún día dicha forma de Gobierno, pero lo que voy a rebatirle no tiene nada que ver con esto, pues igual se lo podría decir un monárquico. En segundo lugar, entiendo que el papel del Rey que figura en la Constitución es ejercer de monarca en un sistema político de Monarquía Parlamentaria, donde el Rey reina pero no gobierna, es decir, no se le reconocen poderes ejecutivos, sólo aquéllos que derivan de la potestad de sancionar las Leyes surgidas de las Cortes Generales. Y en tercer lugar, entiendo que a usted no se le pueden achacar por tanto las responsabilidades de la actual situación que vivimos en España, con la profunda crisis sistémica que nos inunda. Pero dicho todo lo cual, sí creo, por lo que le voy a argumentar a continuación, que dista usted mucho de ser el Rey de todos los españoles.

 

Y vaya también por delante que no voy a referirme a los consabidos asuntos de su familia que tan en boga están en la opinión pública, y de sus nefastas prácticas y relaciones, por las cuales ya pidió usted perdón a todo el pueblo español en su momento. No es ésta la cuestión. La cuestión va por otros derroteros totalmente distintos. La cuestión tiene que ver con un Rey del siglo XXI, que al igual que se supone que representa a su pueblo al más alto nivel de su Institución, no sólo debe representarlo, sino también velar mínimamente por su protección e integridad, y no permitir ciertas prácticas que se están instalando en nuestra sociedad. Al igual que usted actuó contra el intento de Golpe de Estado de 1981, protegiendo por tanto los destinos del conjunto del pueblo español, es éste mismo pueblo español al que ahora se está tomando como conejillo de indias, y como pito de sereno para atacarlo en sus más profundas bases sociales.

 

En efecto, hoy día sufrimos por parte del Gobierno actual la más dura represión de todo el período democrático, ése al que usted gusta tildar como el período que nos ha llevado a las más altas cotas de prosperidad. Se arremete desde las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (ese Estado al que usted representa al más alto nivel) contra la población que se manifiesta, que protesta y que se moviliza contra las injustas leyes y condiciones sociales y laborales que se le imponen. Acaba de salir de prisión preventiva Alfonso, un chico cuyo único delito fue asistir a la Huelga General del 14-N pasado, y hace varios días que a una twittera se la detuvo por citar en sus mensajes a Antonio Gramsci, el famoso comunista italiano. Están presentadas querellas criminales contra representantes políticos de tan alto nivel como una Delegada del Gobierno, concretamente la de Madrid, Cristina Cifuentes, por multar a personas en la calle en actitud de protesta cívica. Y yo me pregunto: ¿debería permitir todo esto un Rey de todos y para todos los españoles?

 

Pero no queda aquí la cosa. Un Rey de todos y para todos los españoles debería representarnos y preocuparse por todos, y no sólo velar por el poder de unos cuantos. Estamos hartos de verle viajar acompañado de un séquito donde la mayoría del mismo representa a la gran clase empresarial de este país, son representantes al más alto nivel de nuestras grandes empresas, de empresas multinacionales y transnacionales, que viajan con usted para sacar negocio de dichas visitas. Todavía no se ha reunido usted con ningún colectivo de los más afectados por esta crisis, ni siquiera con esos jóvenes que usted dice siempre que tanto le preocupan. El empleo se destruye al ritmo de miles de puestos de trabajo diariamente, pero parece que a usted sólo le preocupa que nuestras grandes empresas se enriquezcan cada vez más. El desempleo es cada vez más crónico y galopante, y la pobreza en nuestro país se está instalando cada vez más entre los hogares de la ya extinguida clase media.

 

Hoy en día, hay miles y  miles de hogares donde no entra ningún ingreso, donde no hay trabajo, que carecen de prestaciones, que son pobres. Hogares, familias y personas que no pueden pagar sus hipotecas y los desalojan impunemente de sus viviendas, y detrás de dichos desalojos están muchos banqueros de los que a usted le acompañan en sus viajes...¿debería permitir esto un Rey de todos los españoles? ¿Debería permitir un Rey que a su pueblo, al pueblo español, se le estén privatizando los servicios públicos, anulando las características de gratuidad y universalidad de que han gozado hasta ahora? A esas mismas personas pobres de que hablábamos antes además se les obliga a pagarse su Sanidad si se ponen enfermos, o a pagar el transporte en ambulancia, o a pagar un euro por cada receta médica. Los servicios públicos cada vez son menos públicos. Se están degradando, al llegar a las manos privadas de las grandes empresas que quieren comerciar con los derechos de este pueblo español, su pueblo.

 

En fin, el nivel de vida de nuestros conciudadanos se está deteriorando a pasos agigantados. La caridad se está instalando en nuestra sociedad como si de un país tercermundista se tratara, donde dichas ONG's representan la única vía de consolación para muchas familias, y donde los Bancos de Alimentos tienen que proveer cada vez a más familias y a más personas, que cada vez tienen menos. Parece que volviéramos a épocas pretéritas en el tiempo, donde las Monarquías representaban auténticas tiranías para sus pueblos. Y precisamente porque no le considero un tirano, le pregunto: ¿Puede permitir todo esto el Rey de todos los españoles? A la clase trabajadora se le están arrebatando derechos históricos, conquistados varias generaciones de Borbones atrás. Las condiciones de vida y de trabajo son cada vez más precarias, y los más jóvenes emigran a otros países en busca de salida laboral...¿debe quien afirma ser el Rey de todos los españoles permitir tan desolador panorama? Mientras esta situación continúe y en lo que a usted se refiere, no tiene usted credibilidad cuando afirma estas cosas. Un Rey del siglo XXI, incluso para los más acérrimos monárquicos, debe ser otra cosa.

Compartir este post
Repost0
11 enero 2013 5 11 /01 /enero /2013 00:00

Bien, abordamos en esta nueva entrega sobre la LOMCE lo relativo a uno de sus puntos más polémicos, como es la segregación del alumnado mediante el diseño de itinerarios tempranos. Podemos decir de entrada que los itinerarios que plantea esta contrarreforma son la vía para seleccionar y clasificar cuanto antes al alumnado, desgajándolo en una fase muy temprana del tronco común de la educación. Se trata de itinerarios que son una especie de restauración de la antigua LOCE de Aznar (que no llegaron a aplicarse en su momento), y que no conducen a reducir el abandono y el fracaso escolar, como se pretende hacernos creer, sino a eliminar progresivamente la igualdad de oportunidades y la formación común durante la etapa obligatoria. Pero entremos en los detalles.

 

lomce71.jpgInicialmente se parte de una idea consabida, como es que todo el mundo tiene talentos concretos y especiales para algo, es decir, todos tenemos la capacidad para desarrollar un conjunto de aprendizajes y habilidades que tienen que ver con cierto tipo de tareas. Pero cuando esto se concreta en la LOMCE, parece que unos tienen talento para el éxito escolar (que son los que irían a los itinerarios académicos en Secundaria), y otros lo tienen para el trabajo manual (que serían los destinados a la Formación Profesional o a los Programas de Formación Profesional Básica). Y es cierto que no se puede tratar igual a los que son diferentes. Pero dicho principio no debe estar orientado a excluir a las personas desfavorecidas, sino a poner los medios necesarios para poder integrarlas (Angulo, 2012).

 

De esta forma, utilizar la excusa de la empleabilidad, como se argumenta, para segregar cuanto antes al alumnado hacia la Formación Profesional, rompiendo la enseñanza común y general, olvida que necesitamos una estructura empresarial y de empleo que en estos momentos carecemos, porque la empleabilidad no depende exclusivamente de la formación recibida y del grado de especialidad de nuestros técnicos, sino también de la demanda laboral real del país. Además, para ello se necesitaría aumentar los perfiles formativos de Formación Profesional, el número de centros, la infraestructura profesional (talleres y dotaciones de los centros) y la propia cualificación del profesorado, entre otros factores (Angulo, 2012).

 

lomce72.jpgLos estudios internacionales nos confirman sistemáticamente que los países con buenas puntuaciones en los Informes PISA, como los países nórdicos, poseen también un alto grado de comprensividad e integración en sus aulas (es decir, sin vías selectivas ni diferenciadoras en la Enseñanza Secundaria Obligatoria). Es más, está comprobado que los países que segregan a edades tempranas obtienen resultados menos igualitarios, es decir, hay mayor conexión entre el estatus socioeconómico de las familias, y los resultados escolares. Concretamente, el informe que la OCDE publicó a comienzos de 2012 titulado "Equity and Quality in Education: Supporting Disadvantaged Students and Schools" es toda una enmienda a la totalidad a esta propuesta gubernamental expresada en este aspecto de la futura Ley. Por mucho que choque a la mentalidad de nuestra derecha, la equidad y los buenos resultados académicos van de la mano, y esto es lo que sucede en los países que sistemáticamente ocupan las primeras posiciones en los Informes PISA, según Feito (2012).

 

lomce73.jpgY como afirma Pérez Enguita (2012), la mayor parte de Europa eligió el camino contrario hace muchos años, porque "una selección tan temprana era injusta, pues sobraba evidencia de que condenaba a los alumnos de familias en desventaja. Ineficaz, pues privaba a la sociedad de una reserva de talento, e ineficiente, pues seleccionaba mal, cerrando el paso a niños capaces pero pobres". Tamaño despropósito e injusticia social de la medida no debemos tolerarlo. Bien, vamos a exponer a continuación, siguiendo a Moreno (2012), las tres vías mediante las cuales se propone la segregación:

 

1.- Primera Vía de Segregación, mediante los llamados Programas de Mejora del Aprendizaje y el Rendimiento (Art. 27 LOMCE), en 2º y 3º de la ESO, es decir, desde los 13 años, para que al alumnado que debería repetir curso se le agrupe con todos aquéllos que tienen dificultades ("que hayan repetido al menos un curso en cualquier etapa") y con un currículo devaluado, algo que hará muy difícil incorporarse a 4º de ESO desde este programa, y superar posteriormente la reválida subsiguiente, para poder obtener el Título de la ESO. Parece ser que este programa acabará siendo la vía natural hacia la nueva Formación Profesional Básica (en la que, dicho sea de paso, ya no se consigue título). Este programa es, por lo tanto, algo más que el traslado de la diversificación (ahora en 3º y 4º) a 2º de ESO. Los programas de diversificación curricular comenzaron siendo un programa a llevar a cabo con los alumnos que habían sobrepasado la edad de escolarización (16 años) y que se organizaba al final de la etapa, una vez agotadas todas las posibilidades. Ahora, lo que fue una excepcionalidad introducida posteriormente a los 15 años, se ha vuelto norma. A partir de los programas de mejora de la LOMCE será a los 14 años la separación de la vía normal, convirtiéndose en una segunda vía paralela destinada a un grupo segregado, para evitar que esté con el, digamos, "grupo normalizado". También se introducen itinerarios en tres materias de 3º: Matemáticas según los dos itinerarios, asignatura de modalidad (en ella queda encuadrada la tecnología y lo que ahora es una troncal de 4º) y optativa.

 

lomce74.jpg2.- Segunda Vía de Segregación, a los 15 años, al sustituirse los Programas de Cualificación Profesional Inicial (PCPI: una vía para aquél alumnado con mayores dificultades de aprendizaje y que sólo se utilizaba en último extremo para dar una oportunidad de titulación con una orientación hacia el mundo laboral a los 16 años) por un nuevo Ciclo de Formación Profesional Básica (FPB). Ésta se adelanta a partir de 2º de la ESO, a los 15 años, si se ha repetido (Art. 41.1). No da acceso directo a la Formación Profesional de grado medio ni permite titular en ESO, algo que condena de hecho a la marginación social, pues no permite al alumnado continuar sus estudios, o bien poder insertarse en el mundo laboral con una mínima titulación básica. Además no sería una opción muy excepcional (como los PCPI), sino una vía ancha para conducir de forma masiva hacia esta nueva FPB a un alumnado muy joven y poco formado. Esta filosofía segregadora del Partido Popular se traduce muy claramente en el primer redactado del Anteproyecto de Ley, donde se proponía empujar a estos programas a los alumos que tengan una "situación socioeconómica desfavorable", equiparando de esta forma pobreza con poca capacidad para el estudio.

 

lomce75.jpg3.- Tercera Vía de Segregación, a través de adelantar también la vía hacia la Formación Profesional tras 3º de ESO, a través de asignaturas optativas, para que en 4º los itinerarios hacia la FP o el Bachillerato estén "bien diferenciados", derivando cuanto antes a la población escolar con mayores dificultades o menos recursos hacia la FP de grado medio, convirtiéndola de nuevo en una vía de segunda categoría. No se podrá pasar de una opción a otra (Art. 31), por lo cual 4º de ESO ya no se considera dentro del ciclo de la enseñanza obligatoria, sino como el inicio de la etapa postobligatoria y el final se "comprueba" con dos pruebas diferentes, y por tanto, se destruye la unicidad de la titulación.

 

Estos son por tanto los tres caminos de segregación. Y como venimos afirmando, cuanto antes se segrega al alumnado, más intensamente se atenta contra el principio social de la igualdad de oportunidades, y más se niega la capacidad de cambio, evolución y adaptación de niños y niñas adolescentes. Por ello, se ve claramente que la filosofía de este modelo educativo es generar mayores desigualdades sociales, y favorecer una sociedad aún más clasista que la actual. La Educación Pública es la mejor herramienta que tienen para conseguirlo, si no se lo impedimos. Continuaremos en la siguiente entrega, comentando los aspectos de la LOMCE relativos a la filosofía de clasificación y competencia entre los propios centros educativos: la clasificación en ránkings.

Compartir este post
Repost0
10 enero 2013 4 10 /01 /enero /2013 00:00

Como nuestro refranero tiene previstas (casi) todas las situaciones, a ésta bien se le podría aplicar aquél que dice: "Las buenas yuntas, Dios las cría y ellas se juntan". Le viene al pelo a este caso, ya que la misma empresa ratera, mísera, despreciable e indigna que despide a sus veteranos empleados por razones "de rentabilidad", amparándose en sus bajas médicas e ignorando una huelga de hambre de un grupo de ellos durante más de 20 días, es decir, Telefónica, es la misma que ahora va a acoger en su seno, en el seno de los sinvergüenzas que la dirigen, al mismísimo Rodrigo Rato, principal responsable del desaguisado de Bankia, que todavía colea, y lo que te rondaré morena (que diría otro refrán), pues el tema de las preferentes y de los despidos masivos no han hecho más que empezar.

 

telefonica.jpgPero vamos a situarnos en la noticia. Parece ser que la multinacional del señor Alierta y compañía, va a fichar como Asesor Internacional a Rodrigo Rato, con un sueldo anual (sólo son estimaciones, pero no creemos que se aleje mucho de la realidad) de cerca de 200.000 euros. Ahí es nada. Es asqueante cómo estas grandes empresas actúan con tanta impunidad, y cómo protegen y dan amparo a los de su calaña, como decíamos en el refrán de entrada. Como no podía ser de otra manera, las redes sociales ardían nada más conocerse la noticia, no sólo por la figura del fichado, que no tiene desperdicio, sino por la empresa en cuestión, privatizada además durante la propia gestión de Rato en el Gobierno Aznar. Rato se suma así a la ya larguísima lista de nombres, tanto del PP como del PSOE, que aquí el bipartidismo parte, reparte y se lleva la mejor parte, que pasan constantemente, incluso varias veces, la puerta giratoria de lo público a lo privado.

 

rodrigo_rato-copia-1.jpgRepasemos un poco el fenómeno, que ya hemos comentado en otros artículos, y que no es sino otra de las formas de manifestación del capitalismo, en el sentido de intersectar lo público con lo privado, de no delimitar claramente sus distancias y su diferente naturaleza, y en dejar por tanto que la actividad pública se contamine con la privada, provocando auténticas catástrofes. No es un fenómeno privativo de España, quizá en EE.UU. fueran pioneros en estas nefastas prácticas. Allí, grandes directivos del Banco Mundial, de Goldman Sachs y de otras grandes entidades, entraron a formar parte del Gabinete gubernamental, evidentemente para dictar leyes desreguladores que más tarde serían la punta de lanza de la actual crisis. Este fenómeno de incorporación a los Gobiernos de personas que vienen contaminadas por los grandes intereses de sus Corporaciones es muy peligroso, ya que enfocan la cosa pública con la misma estrategia que la privada, y ahí comienzan los problemas.

 

politicos_y_empresa.jpgY en España, esta práctica de la "puerta giratoria" está muy bien engrasada, como nos lo demuestran muchísimos ejemplos: antiguos gobernadores del Banco de España terminan en los Consejos de Administración de la banca privada, y gran cantidad de ex Ministros, incluso de ex Presidentes del Gobierno, desempeñan tareas de asesoramiento para grandes empresas: José María Aznar en Endesa, Felipe González en Gas Natural, Elena Salgado (después de haber declarado que se iba a tomar dos años sabáticos, no esperó ni dos meses para ser fichada por Endesa Chile), Josep Piqué (quizá el más activo en los Consejos de Administración), Eduardo Zaplana, Pedro Solbes, Ángel Acebes, y un largo etcétera. En 2010, un 10% de los Consejeros de las empresas del IBEX-35 eran ex políticos. Analizando tal fenómeno y extrapolándolo a la UE, comprendemos mucho mejor el porqué de los intereses de las Instituciones Europeas, no sólo en ocultar cierta información estratégica llevada a cabo en el pasado por sus actuales dirigentes, sino la propia política ejecutada por el FMI, el BCE, etc.

 

pedro_morenes.jpgCon el actual Gobierno del PP se está dando mucho el giro contrario, es decir, perfiles como el de Luis de Guindos o Pedro Morenés, que vienen de empresas privadas, se ocupan de la actividad pública, representando un evidente conflicto de intereses cuando esas personas vayan a tener que regular o tomar decisiones que afecten a sus antiguos sectores. Pero como decimos, la lista es muchísimo más extensa, llegando no sólo al primer plano de los Ministros, sino también de segundos cargos a bordo, tales como Secretarios de Estado, y cargos diversos de la Administración. Los ejemplos son innumerales, y como no podía ser de otra manera, los medios de comunicación simpatizantes con el PP ven con muy buenos ojos todas estas prácticas, pues en el fondo tienen la misma visión de la política, considerando que estos perfiles son una muestra de la preparación, currículum, experiencia y valía profesional de quienes defienden o van a defender los intereses públicos, y una garantía de que los recursos serán utilizados con eficacia y solvencia.

 

luis_guindos.jpgPero nada más lejos de la realidad. La experiencia nos demuestra justo lo contrario, ya que quien lleva toda su vida defendiendo, gestionando y cobrando del capital privado, es normal que sirva a los mismos intereses cuando, eventualmente, ocupa cargos en la Administración Pública. Y al contrario, cuando las grandes empresas incorporan a sus filas a personajes de relevancia pública, no lo hacen porque se fíen de su inteligencia, capacidad o neutralidad, sino porque vayan a ser fieles defensores y representantes de sus intereses privados. De hecho, lo que mejor se demuestra experimentalmente es que los mayores casos de corrupción se dan cuando se mezclan ambos intereses, los públicos y los privados, donde no están bien limitadas las responsabilidades y donde los objetivos no están bien claros. En resumidas cuentas y desde la izquierda, entendemos que deberían delimitarse y exigirse un catálogo muy extenso de incompatibilidades, tendente a clarificar perfectamente las fronteras entre los intereses públicos y los privados, y a ser cada vez más intransigentes con este fenómeno de la puerta giratoria.

Compartir este post
Repost0
9 enero 2013 3 09 /01 /enero /2013 00:00

Comentadas ya las cuestiones previas en los artículos anteriores de esta serie, vamos a comenzar a abordar en concreto la propuesta de Estado Federal que vemos factible y deseable desde la izquierda, aunque es un tema que todavía puede dar alguna vuelta, pues nuestro Coordinador Federal, Cayo Lara, ha anunciado después de la culminación de nuestra X Asamblea la posible celebración de un debate abierto en torno a este tema. Como hemos venido comentando, las cuatro características de dicho modelo serían Federal, Plurinacional, Democrático y Solidario. Partimos de la base de una voluntad popular, libre y democrática, de los pueblos para configurar este Estado Federal. Naturalmente, el marco jurídico-político donde se asentaría habría de ser redactado en una nueva Constitución Federal, lo cual nos vendría bien para superar la actual Constitución, que no sólo no se cumple en ingente cantidad de su articulado, sino que ha sido superada por los tiempos y los acontecimientos, así como la evolución del propio Estado, desde 1978.

 

Esto no debe suponer ningún drama, pues hay que reconocer, como muchas veces hemos declarado desde Izquierda Unida, que nuestra Constitución se ha quedado en muchos asuntos a la izquierda de las fuerzas políticas bipartidistas que nos han gobernado desde entonces, que lejos de abanderar una actitud actualizadora y reformadora, han entendido la Constitución como algo intocable, cual Códice Sagrado que hemos de limitarnos a obedecer. Como es lógico, dicha actitud ha sido superada por la propia ciudadanía, que ha entendido que ya es hora no sólo de actualizar la Constitución, sino también de cumplirla. Bien, nosotros apostamos por esta nueva Constitución Federal, que regulará los derechos, las obligaciones y las competencias de los territorios federados. El Presidente de la República sería elegido mediante el voto directo de todos los ciudadanos. No existirían privilegios de unos territorios federados sobre otros, pudiendo aspirar todos los pueblos a los mismos niveles de autogobierno, y por tanto, pudiendo disfrutar de plena autonomía política para administrar sus recursos, servicios públicos y políticas sociales a toda su ciudadanía.

 

El Estado Federal, tal como nosotros lo entendemos, deberá tener un fuerte carácter Participativo, Social y de Derecho, comprometiéndose a profundizar en los procesos de democracia participativa, y a dar respuestas fuertemente solidarias, redistributivas y reequilibradoras a los problemas de la convivencia estatal, y se comprometerá también a luchar por una Europa unida, pero no bajo los parámetros actuales, de predominio de las fuerzas económicas y financieras más poderosas, sino una Europa basada en la integración política y social, y en el respeto a la diversidad y la solidaridad entre todas las naciones y pueblos europeos. Frente a la actual Europa del Capital, una Europa de los Pueblos y de los Ciudadanos, abogando por la culminación de unos Estados Socialistas de Europa. Bien, nuestra propuesta se puede articular, más concretamente, alrededor de cuatro apartados, a saber:

 

1.- Pluralidad y Diversidad.

 

2.- Derechos.

 

3.- Proyecto Compartido y Solidaridad.

 

4.- Republicanismo.

 

Estos valores, que comenzaremos a desarrollar un poco más en artículos siguientes, nos dan una perspectiva nueva, que rompe con los valores que han dominado nuestra convivencia nacional hasta ahora, y que se fundan en la Monarquía, y en el equilibrio de fuerzas plasmado a raíz de la Transición. Para ello debemos entender varias cosas. En primer lugar, que gran parte de la situación que tenemos ahora, depende entre otros factores de nuestra llamada Transición Política, ocurrida tras la muerte del dictador, y que obligó a una negociación entre las fuerzas políticas de aquél entonces, con una aparente cesión de todas ellas, pero digo “aparente” porque en realidad las fuerzas que más cedieron fueron las de izquierdas. Efectivamente, con una burguesía amenazada con perder todos sus poderes, pero también con una izquierda (PCE) recién salida de la ilegalidad, dicho reparto de cesiones no fue para nada equilibrado, de tal forma que el resultado final fue que la entrada en el actual período democrático nos costó a cambio tener que aceptar que las fuerzas y los estamentos del franquismo siguieran disfrutando de un inmenso poder en nuestra sociedad (tales la Banca, el Ejército, la Iglesia, la Derecha Política, reconstruida y reubicada en la antigua Alianza Popular, precedente del actual Partido Popular, entre otras).

 

Y la segunda gran trampa de la Transición fue consagrar un bipartidismo reinante desde entonces, y protagonizado por las dos fuerzas políticas en aquél momento (y aún hoy, aunque mucho menos) mayoritarias, como son el PP y el PSOE. Con un PP que aglutina a la derecha más reaccionaria y conservadora, y con un PSOE que renunció a sus postulados marxistas y se convirtió a la ideología socialdemócrata y neoliberal, el gran pacto de la Transición estaba asegurado. Esta es la razón de que ambas fuerzas políticas hayan sido tan reacias a emprender algún proyecto de modificación de la Constitución de 1978, que no sólo abría una nueva época, sino que también consagraba el poder, el dominio, el control y la presencia política en todos los ámbitos de dichos partidos. Por eso, desde la izquierda entendemos que este Régimen debe llegar a su fin, y que la nueva Constitución Federal debe abrir un nuevo marco de convivencia no sólo más actualizado y moderno, sino también más justo, plural, diverso y social. Un nuevo marco que recoja fielmente la realidad plurinacional y pluricultural del Estado Español, pero que consagre y haga cumplir los Derechos Humanos, Fundamentales y Básicos para toda la ciudadanía. Una Constitución y un Estado Federal que miren a las personas, que se preocupen de ellas, y que garanticen el pleno y absoluto cumplimiento de sus derechos. Continuaremos en siguientes entregas.

Compartir este post
Repost0
8 enero 2013 2 08 /01 /enero /2013 00:00

Voy a recoger en el presente artículo mis críticas a dos facciones de la izquierda en este país, que están contribuyendo con sus actos, en vez de a la potenciación de la misma, más bien a su debilitamiento, a su descrédito permanente, máxime cuando estamos viviendo unos tiempos donde las corrientes de izquierda pueden y deben ser las alternativas reales para cambiar el caótico panorama que vivimos. En una fase bestial del capitalismo más agresivo, y con un Gobierno títere de dichas fuerzas del capital, escenarios como los que están provocando estas dos fuerzas políticas a las que nos vamos a referir, no contribuyen en nada a consagrar la concepción generalizada de que existen alternativas, y de que otras políticas son posibles.

 

En efecto, nos estamos refiriendo a la presencia de Izquierda Unida-Convocatoria por Andalucía (en adelante, IU-CA) en el Gobierno de la Junta de Andalucía, así como al apoyo de Esquerra Republicana de Catalunya (en adelante, ERC) al Gobierno de CIU en la Generalitat. Bien, comencemos en Andalucía, donde nuestro Vicepresidente de la Junta, y Coordinador General de IU-CA, Diego Valderas, realiza declaraciones sobre los Presupuestos de la Junta para 2013 afirmando lo siguiente: "...Los Presupuestos de la Junta son magníficos...de sentimientos, de corazón y de izquierdas...". Pues no, señor Valderas, no. Se equivoca usted de plano, y lo más grave no es que se equivoque usted, sino que contribuye usted a equivocar a millones de personas que pueden estar confiando en IU-CA, pero que ven muy a su pesar que no somos más que una fuerza política más al uso, es decir, en la que no se puede confiar. Son unos presupuestos de recortes, aunque sean "por imperativo legal", como usted suele decir.

 

valderas.jpgEn este sentido, por tanto, poco se diferencia IU-CA (en su apoyo al PSOE-A) de Rajoy o de Artur Mas, que también hacen los recortes "obligados por la realidad". En el caso de Rajoy porque se lo manda la Troika, y por la herencia recibida, y en el caso de Mas, porque Madrid les asfixia y les ahoga, además de ser injusto con Cataluña. Y mientras tanto, los sufridos ciudadanos, cada vez soportando más y más recortes, que aunque en Andalucía estén siendo algo más suaves que en el resto de Comunidades, al final sufrimos también severos recortes y privatizaciones de servicios públicos. La diferencia está en que mientras Rajoy y Mas representan a fuerzas políticas de derecha, y por tanto está en su ADN la aplicación de dichas políticas, por mucho que se empeñen en disimularlo, IU-CA representa (o debe representar) en Andalucía a la única fuerza política de izquierdas, por lo cual convertirse en cómplice de tales prácticas nos cuesta un descrédito y una pérdida de credibilidad constante.

 

En el caso concreto de Andalucía, la política del PSOE-A con la connivencia de IU-CA, ha dejado en la calle a más de 4.500 maestros, a miles de trabajadores de la Sanidad y de otros sectores públicos, como el Servicio Andaluz de Empleo (SAE), ha llevado a cabo recortes en servicios sociales, ha aumentado la jornada laboral a los trabajadores públicos en 2,5 horas semanales, ha eliminado la paga extra de Navidad, realiza contratos al 75% (que llegan al 50% en el Servicio Andaluz de Salud, SAS), mientras continúan la externalización (léase privatización) de muchos servicios, los conciertos hospitalarios, las subcontratas, siguen eliminándose camas en los hospitales públicos, y para los próximos meses se amenaza con más despidos, más precarización, y más represión...¿para todo esto queríamos entrar a formar parte del Gobierno de la Junta? ¿Para ejecutar esto queríamos tener "mando en plaza"? Al menos, podríamos haber tenido la delicadeza de IU en Asturias, o de ERC en Cataluña, simplemente dando apoyo a la investidura del Presidente, pero sin entrar al equipo de Gobierno.

 

Estamos contribuyendo en Andalucía al deterioro constante de nuestra organización, y por ende al descrédito de toda la izquierda de este país. No podemos permitirnos esto, y menos aún en los tiempos que vivimos, donde la ofensiva de la izquierda debe ser total e implacable, pero honesta y creíble, para poder derrotar a las fuerzas de la derecha que nos gobiernan. Izquierda Unida en Andalucía debe dejar de jugar este peligroso papel, este papel posibilista y comparsa del PSOE, este papel cómplice de la misma política que nos ha traído hasta esta situación, que más bien nos recuerda a la política pactista del PCE de los tiempos de Santiago Carrillo. Debemos ser coherentes con nuestras ideas y con nuestras propuestas de rebelión, de rebeldía, de insumisión y de desobediencia civil, de movilización y de apoyo en la calle a los sectores más oprimidos, los que sufren los recortes, y dejar de actuar de muleta de aquéllos que los aplican porque "no les dejan otra alternativa".

 

Y tres cuartos de lo mismo quiero aplicar a ERC en su papel de apoyo al reciente Gobierno de la Generalitat, pues salvando todas las distancias y contextos que haya que salvar, estamos ante el mismo problema: el descrédito de las fuerzas de izquierda. Después de firmar un Acuerdo de Legislatura con CIU, ERC se ha convertido en cómplice de dramáticos recortes que se llevarán a cabo en el año que comienza en Cataluña. Con el horizonte puesto en 2014 y la celebración de la consulta popular, a ERC le ha bastado este supremo propósito para convertirse en cómplice de una nueva oleada de recortes sociales, que sólo ha disfrazado con la creación de algunos impuestos a la banca y a los más ricos. Pero todo esto no es suficiente. Bajo la bandera de la autodeterminación del pueblo de Cataluña, algo totalmente lícito y para lo que no se deberían poner palos en las ruedas (dicho sea de paso, IU también debería haber apoyado más explícitamente este proceso), no se pueden legitimar políticas que vayan en contra de los intereses de la clase trabajadora, y más aún viniendo desde la complicidad de supuestas fuerzas políticas que representan a la izquierda.

  

junqueras.jpgY en Cataluña, el nuevo Gobierno de CIU es un gobierno de guerra social contra la clase trabajadora. Para justificar los recortes, siguen argumentando más de lo mismo: "Desde Madrid nos ahogan. Sólo con que nos pagaran la mitad de lo que nos deben no haría falta recortar. Pero no tenemos financiación propia y dependemos de Madrid. Los objetivos de déficit público que impone Rajoy están mal repartidos y son injustos, pero si no cumplimos con ellos, nos quedaremos sin financiación y entonces sería mucho peor. Por eso, aunque no queramos, no tenemos más remedio que imponer grandes recortes. Pero vamos a hacer lo imposible para reducirlos, mediante nuevos impuestos a los más ricos, con lo que ingresaremos 1.000 millones de euros, y así reduciremos los recortes de 4.000 a 3.000 millones. Vamos a intentar además que los recortes afecten lo menos posible a los sectores más débiles, y nos comprometemos a que sean transitorios y reversibles, es decir, que se restablezcan cuando la economía se recupere. Y lo que es más importante, los recortes hay que entenderlos como un sacrificio necesario para la "transición nacional" hacia el Estado propio, mientras construimos las "estructuras de Estado" y preparamos la consulta decisiva de 2014". Este es su razonamiento...¿no nos suena familiar?

 

De esta forma, el nuevo Gobierno de Artur Mas, con el aval de ERC, prepara para 2013 una nueva oleada de recortes aún más salvaje que las anteriores, e incluso los nuevos impuestos planteados, y de los que se puedan implantar, son medidas menores que no van a modificar sustancialmente la estructura de los ingresos públicos. Constituyen ante todo una tapadera para justificar los recortes sociales, ya que el principal de ellos, el impuesto a la banca, que teóricamente aportaría la mitad de los ingresos previstos, ha sido recurrido ya por el Gobierno de Rajoy, y se admite que no se cobrará nunca. De otro lado, impuestos como el de los refrescos o el incremento del ITP no afectan sólo a los más ricos, sino al conjunto de la población. Por tanto, y más allá de la opinión que podamos tener sobre el objetivo de la celebración de la consulta popular, incluso de la propia independencia de Cataluña, sobre la que ya nos hemos manifestado en otros artículos, aquí lo que se pone en tela de juicio es el papel cómplice que está jugando ERC, una supuesta fuerza de la izquierda, con el gobierno conservador y neoliberal de CIU, quizá el más agresivo de todas nuestras Comunidades Autónomas, pionero además de muchas prácticas que luego se están aplicando a otras regiones, como el euro por receta.

 

Luego por tanto, más bien haría ERC en buscar aliados para el pueblo catalán entre la propia clase trabajadora, en vez de buscarlos en las Instituciones de la Unión Europea, al servicio de banqueros y multinacionales. Con estas políticas con disfraz de izquierda suave y conciliadora, siguen haciéndole el juego al Gobierno de Rajoy y a la Troika comunitaria. Deberían entender que la lucha por la soberanía del pueblo de Cataluña es inseparable de la lucha contra los recortes. El único camino, tanto en Andalucía como en Cataluña, es romper con los Gobiernos que asumen a pies juntillas, por muchas justificaciones que quieran darles, las políticas antisociales. El único camino real y coherente es levantar una alternativa popular, un contrapoder ciudadano de clase y democrático, que pueda enfrentarse abiertamente a la implantación de dichas políticas. Hay que asumir, sobre un programa básico de ruptura y movilización, un enfrentamiento con el sistema, en torno a un reagrupamiento de fuerzas del sindicalismo de clase, y de todas las plataformas y movimientos sociales que se oponen a estas políticas. La clase obrera tiene que dejar de oir los cantos de sirena de IU-CA en Andalucía y de ERC en Cataluña, ya que están demostrando que son meras comparsas del oficialismo.

Compartir este post
Repost0
4 enero 2013 5 04 /01 /enero /2013 00:00

Continuando con la exposición de la contrarreforma educativa que propone la LOMCE, vamos en esta entrega a analizar un aspecto que bien pudiera constituir una continuación o complemento al ya comentado en el artículo anterior, pues si bien allí habíamos insistido en lo que tiene que ver con el recorte del currículum del alumnado, el cuarto eje de la lista que propusimos al principio tiene que ver con el control sobre el mismo. Efectivamente, dicho control sobre el currículum escolar se lleva a cabo de tres formas diferentes, pero que conllevan una misma, digamos, "filosofía".

 

lomce61.jpgLa primera forma consiste en una recentralización de la parte del currículum que se asigna al Estado, dotándole, según palabras textuales, de "un mayor porcentaje a la hora de definir el currículo a impartir", concretamente entre un 65 por ciento y un 75 por ciento, reduciendo aún más la autonomía de las Comunidades Autonómas. Es algo que se estila mucho dentro de las estrategias de este Ministerio, otra de sus falacias. La trampa es estrecharles el cerco a las Comunidades, pero abriéndole un abanico de posibilidades donde recortar, para luego decir que como las competencias educativas están transferidas, son ellas, y no el Gobierno Central, las responsables de los recortes. Hago de nuevo un inciso para recordar que las falacias de este Ministro se cuentan a pares. Otra de ellas ha sido extender el vacío argumento de que todas las reformas educativas que se han implantado en democracia se deben al PSOE, como si con ello se les abriera un mayor grado de legitimidad, porque "ya les toca" implantar una. En fin, como decimos, los despropósitos e imbecilidades se cuentan por miles.

 

lomce62.jpgPero volviendo al tema que nos ocupa, esta estrategia de recorte del currículo escolar supone un grave intervencionismo estatal, un dirigismo político y un sistema que implica y se va a traducir en mucha menos autonomía en la práctica, y por supuesto menos libertad de enseñanza, apostando por una clara uniformidad desde un enfoque encubierto basado en la agenda ideológica del PP. Nuevo inciso: pero es que se pueden poner muchos más ejemplos de dicho intervencionismo disfrazado de una supuesta "libertad": la libertad de los padres de escoger centro escolar para sus hijos. Con estas actitudes tan liberales, la extrema derecha del PP quiere seguir controlando el contenido curricular de nuestros estudiantes, y derivar la escuela pública a un mero sistema asistencial de baja categoría. Fin del inciso.

 

lomce63.jpgBien, la segunda estrategia que mencionábamos al principio se basa en las evaluaciones a nivel nacional que (de nuevo palabras textuales) "señalizarán de forma clara cuáles son los niveles de exigencia", suprimiendo así la auténtica autonomía de los centros educativos, convirtiéndola en una autonomía capturada por los resultados y rendimientos medidos por las pruebas estandarizadas que se vayan a aplicar (Madaus, Russel y Higginis, 2009). Porque, como reflejan todas las investigaciones realizadas en este campo, se cumple el principio de que "evalúas tal como enseñas", y por tanto, estas evaluaciones centralizadas marcarán y uniformizarán profundamente los contenidos relevantes que van a ser impartidos y controlados.

 

lomce64.jpgLa tercera línea de acción se orienta en el sentido de controlar los propios contenidos curriculares desde la Administración, estableciendo literalmente en el Art. 6.3 que: "Las Administraciones Educativas desarrollarán los contenidos comunes y podrán establecer directrices pedagógicas, reconociendo en todo caso cierto grado de autonomía a los centros educativos". Menos mal. Pues muchas gracias. Artículos como el que hemos reproducido reflejan claramente el sentido controlador de la LOMCE en lo que respecta a la propia autonomía de los centros. Se recorta así la autonomía pedagógica de los mismos, y la capacidad de adecuación de los contenidos y directrices pedagógicas al contexto escolar y social del centro en cuestión, mostrando de esta forma y una vez más, una clara desconfianza en la capacidad profesional del profesorado y de las comunidades educativas, volviendo a establecer "currículos a prueba del profesorado".

 

lomce65.jpgDe hecho, el borrador del Anteproyecto concreta que, en todo caso, "Los centros educativos dispondrán de autonomía para diseñar e implantar métodos pedagógicos propios, de conformidad con las directrices que, en su caso, establezcan las Administraciones Educativas". En fin, sin más comentarios. Se ve a cada paso el espíritu de esta futura Ley. Continuaremos en la próxima entrega, deteniéndonos en otro de los aspectos más polémicos de la misma, como es la segregación del alumnado por itinerarios tempranos. Como vemos, no son exageradas todas las movilizaciones de los sectores de la comunidad educativa contra esta LOMCE, que como no lo evitemos, va a suponer un gigantesco retroceso en nuestro modelo educativo.

Compartir este post
Repost0
3 enero 2013 4 03 /01 /enero /2013 00:00

Bien, hemos comentado en el artículo anterior de esta serie dos de los conceptos fundamentales que para nosotros se ponen en debate en el Modelo Federal, como son la Solidaridad y la Autodeterminación. Junto a este último, hemos introducido también nuestra visión sobre el Autogobierno y la Independencia. Comentaremos en el presente artículo los otros dos conceptos fundamentales implicados, tales como el Municipalismo y el propio Federalismo. Con todos estos ingredientes previos, ya estaremos en condiciones de abordar con profundidad nuestra propuesta sobre un Estado Federal, y todas sus posibles implicaciones.

 

Sobre el concepto de Municipalismo también se ha hablado mucho últimamente, a raíz de los ataques (que aún continúan, y prevemos se acrecentarán en los próximos meses) perpetrados por los Gobiernos del Partido Popular, tanto Central como Autonómicos. Los conservadores, bajo un escondido modelo neocentralista, quieren restar poder y competencias a las Comunidades Autónomas y a los propios entes locales, en todos los frentes: atacan a los sueldos de diputados autonómicos, a los sueldos de los ediles municipales, incluso a sus propias competencias. Todo ello forma parte de una ofensiva en toda regla para desprestigiar a la clase política, y para contribuir a un nuevo centralismo que despoje la actual autonomía administrativa de las Comunidades y de los Ayuntamientos. Frente a este planteamiento, el nuestro desde la izquierda es diametralmente opuesto, pues para nosotros el municipalismo es un concepto muy profundo, ya que representa el ámbito más cercano a los espacios sociales, políticos y cotidianos concretos en los que se han de materializar los conceptos antes abordados.

 

En efecto, el espacio municipal es aquél en el que la ciudadanía desarrolla su actividad social y laboral cotidiana, es aquí donde surgen sus principales necesidades y demandas, y es el mejor lugar para ofrecerles una solución. Un mayor grado de participación política a nivel de los municipios reduciría drásticamente los cauces de delegación, simplificaría la administración pública y acercaría el espacio de la solución al espacio del problema. El valor por tanto que le atribuimos al municipalismo va mucho más allá del de la mera descentralización administrativa. Representa el mejor espacio para desarrollar formas participativas de la gestión pública, permitiendo profundizar en el autogobierno y traduciendo el derecho de autodeterminación (justo en el sentido comentado en el anterior artículo) a una práctica cotidiana concreta para los ciudadanos/as. Transformamos así a los ciudadanos/as desde la figura y el rol de meros consumidores/as y receptores pasivos de las decisiones de otros, en sujetos activos con capacidad y control para intervenir por sí mismos en los grandes asuntos que les afectan.

 

Pero para que este enfoque sea posible, el Municipalismo tiene que ser autosuficiente en recursos propios, así como en la gestión de las competencias que le han sido atribuidas. En ámbitos de coordinación a mayor escala, y eliminando las actuales Diputaciones Provinciales, que son entes totalmente anacrónicos, los Municipios se han de agrupar en Mancomunidades en función de intereses comunes, y desarrollar entre ellas políticas de forma coordinada. Ello contribuiría al reequilibrio territorial, al fomento de las lenguas autóctonas y al control sobre la dotación y gestión de todos los medios y recursos necesarios para garantizar los derechos de los ciudadanos/as, sus cauces de participación y el desarrollo de los servicios públicos. No existe ningún ámbito mejor para garantizar la diversidad cultural, medioambiental y etnográfica. Y además, los planteamientos que estamos proponiendo aquí también pueden ser aplicables a los distritos de las grandes ciudades.

 

Abordando ya el concepto de Federalismo, originalmente, parte de la existencia de naciones, Estados o soberanías previamente constituidos que pactan de forma voluntaria una coexistencia política estatal en forma de Federación. Para nuestro caso español, puede servir de fórmula para fundamentar en plena armonía la convivencia entre territorios, culturas y pueblos diversos sobre la base de la solidaridad incluyente, y sin que esta coexistencia signifique ni la anulación de dicha diversidad, ni el dominio de unos territorios sobre otros, ni la existencia de más derechos de los unos en relación con los otros. En un proyecto federalista de izquierdas no caben planteamientos etnicistas, ni aquéllos que hacen una determinada lectura o interpretación de la Historia para demostrar la existencia de atributos superiores de los que puedan derivarse determinados privilegios de unos pueblos sobre otros. Hemos de desmontar el concepto de las hoy denominadas "Comunidades Históricas" (referidas a Cataluña, País Vasco y Galicia), pues es un concepto totalmente falaz, que no responde a la realidad, para empezar porque en el Estado Español hay Comunidades muchísimo más "históricas" que ellas, como Andalucía.

 

Luego por tanto, y bajo nuestro planteamiento de Estado Federal, la soberanía residiría en los ciudadanos/as y no en los pueblos, y son éstos los que deberían desarrollar sus identidades individuales y colectivas. Esto significa que cualquier ciudadano/a residente en cualquier territorio tiene derecho a elegir su identidad, y por ejemplo, definirse como catalán, gallego, extremeño o español, en el libre ejercicio de su autodeterminación. Estamos convencidos de que este enfoque permitiría velar colectivamente y de forma también más efectiva y enriquecedora para todas las partes, por la conservación de un patrimonio cultural, lingüístico, etnográfico y ambiental plural y diverso, en un mundo cada vez más interdependiente. Y esto contribuiría al desarrollo de un concepto de Ciudadanía Social que permitiría fomentar de forma solidaria una cultura donde los ciudadanos/as se conviertan en sujetos políticos activos, con formas avanzadas de autogobierno, sustentado en la riqueza y diversidad de las culturas y del patrimonio locales, así como en el muncipalismo. A tenor de todo lo dicho, y a partir del artículo siguiente, comenzaremos a concretar nuestra propuesta de Estado Federal para el Estado Español.

Compartir este post
Repost0
2 enero 2013 3 02 /01 /enero /2013 00:00

Me provoca una tremenda perplejidad cada nuevo episodio protagonizado por Mario Monti, que se supera continuamente a sí mismo en un viaje hacia ninguna parte, o más bien pudiéramos decir "hacia todas las partes". Me explicaré. Resumiendo la historia, resulta que este señor es designado (que no elegido) hace un año más o menos para dirigir la política económica (porque el resto de la Política, así con mayúsculas, no le importa, o no entiende, o no sabe, lo mismo da que da lo mismo) de su país, Italia, después de los últimos y escandalosos desaguisados cometidos por su compatriota (éste sí que elegido en las urnas) Silvio Berlusconi.

 

monti1.jpgBien, después de ejecutar a pies juntillas una política económica de corte neoliberal, a imperativo de la Troika y bajo los mandatos y consejos de Merkel, y diciendo "haber recuperado" la confianza de los mercados en Italia (clara falacia, pues los mercados están exactamente igual que hace un año, incluso peor), este señor dimite, y se convocan nuevas Elecciones para el mes de febrero de 2013. Pero no acaba aquí la cosa, pues cada día nos enteramos de nuevas decisiones, rectificaciones y contradecisiones, la última de las cuales planteaba una propuesta tremendamente curiosa, a la par que esperpéntica: resulta que Mario Monti, que no va a ser cabeza de lista (salvo que vuelva a contradecirse en los próximos días) en ninguna opción política, esto es, no va a ir en las listas de ningún partido político que se presente a dichas Elecciones, deja abierta la posibilidad, para el partido ganador, de que si sus postulados están cercanos a los suyos, y dicha coalición lo permite, sea nombrado Primer Ministro del nuevo gobierno que se forme.

  

A ver, vamos a poner un poco de orden en todo este asunto, para poder verlo en toda su auténtica dimensión:

  

monti2-copia-1.jpg1.- El señor Mario Monti es un tecnócrata, no es un político, impuesto a la sociedad italiana y designado a dedo por Instituciones, llamémosle poco democráticas, para "salvar" supuestamente a su país de la bancarrota a donde lo estaba conduciendo el anterior gobierno. El país no ha sido salvado de nada, pues simplemente lo que ha hecho es aplicar el programa neoliberal dictado por la Unión Europea. El saneamiento de las cuentas públicas, que no es tal, se realiza con un alto coste social sobre los servicios públicos que se prestan a los italianos. Salvando las distancias, lo mismo que se está haciendo en España con el gobierno del PP.

 

2.- El señor Mario Monti dimite cuando entiende "finalizada" su tarea, luego parece ser que su objetivo está mínimamente cumplido. Luego primero gobierna, sin ser elegido, y luego dimite, que no dimite, porque no se retira completamente.

 

3.- Aparece de nuevo en escena Silvio Berlusconi, que aunque pertenece a su misma familia política, entre el señor Mario Monti y el mafioso Berlusconi hay una manifiesta enemistad, o al menos, desavenencias notables.

 

4.- Entonces Mario Monti reaparece en escena, es decir, que se desdice de su dimisión, y deja entrever la posibilidad de ocupar algún cargo en el nuevo panorama político. Pero como cualquier cargo no sería suficiente para él, ni pretende quedar como segundón de nadie, lo que promete a las fuerzas políticas que se presentan a las Elecciones es que, si el programa ganador contempla semejanzas con el suyo, el señor Mario Monti se pueda configurar como el candidato a la Presidencia del Gobierno.

 

monti3.jpgEsto ha llegado al desatino más absoluto. Lo que está ocurriendo estos días en Italia es un culebrón que en nada beneficia a la democracia, sino a los intereses de la tecnocracia más descarada, que ya sabemos a los intereses que a su vez sirve. Me asquea tanta alabanza y tanto reconocimiento a Monti, que lo único que ha hecho con su país es llevarlo por la senda de la explotación y privatización de los servicios públicos, así como al desmontaje de su bienestar social, lo mismo que consigue toda política neoliberal. El Profesor Monti aplica las mismas medidas dictadas desde Alemania y desde la Troika comunitaria, y consigue, justo como en Grecia, España, Irlanda y Portugal, que su país se vaya empobreciendo cada vez más, y que los niveles de desempleo y pobreza se vayan extendiendo, a costa del beneficio de la banca, de las grandes empresas y de los más poderosos.

 

Pero por si todo ello fuera poco, lo hace desde un desprecio absoluto a la democracia. Demuestra que para esta gentuza la democracia es simplemente un estorbo, algo que hay que mantener desde el punto de vista formal, pero que hay que burlar a la hora de la verdad, para más allá de los programas electorales, que son los auténticos contratos con la ciudadanía, aplicar sus propias medidas, las que sirven a sus intereses. Señor Monti, con sus continuos juegos del me voy pero me quedo, me vuelvo a ir para venir después, no me presento pero gobierno, no me elige nadie pero ejecuto mi política, demuestra usted un absoluto desprecio por el pueblo, por la democracia, y una falta de respeto total hacia la ciudadanía de su país. Usted es sólo un cancerbero de los intereses del poder, un manijero de los poderosos, un capataz de la política que liquida los intereses de la población. Los italianos debieran despertar de su letargo social, y conseguir que sujetos de esta calaña desaparecieran definitivamente de la escena pública.

Compartir este post
Repost0

Presentación

  • : Actualidad Política y Cultural - Blog de Rafael Silva
  • : Blog de Rafael Silva. Presenta artículos de opinión basados en la actualidad política, cultural y social.
  • Contacto

Búsqueda

Categorías