Overblog
Seguir este blog Administration + Create my blog
3 octubre 2012 3 03 /10 /octubre /2012 23:00

Llevamos insistiendo muchas veces en nuestros artículos en la necesidad de ahondar en nuestra precaria democracia, y esto lo hemos manifestado en un montón de frentes donde se podría actuar: modificación de nuestra Ley Electoral, control sobre el cumplimiento de los Programas Electorales, posibilidad de revocación de cargos públicos electos, democracia participativa, etc. Uno de dichos frentes representa la modificación de la normativa de funcionamiento del Congreso de los Diputados, para que pueda funcionar como una cámara más abierta, más representativa, más justa y más democrática, y una propuesta para conseguir profundizar en este sentido, ha sido presentada hace pocos días por el Grupo Parlamentario de la Izquierda Plural.

 

parlamento1.jpgDar pasos hacia una democracia más avanzada, consiguiendo (con la implantación de estas medidas) un Parlamento más ágil, justo, cercano y al servicio de la ciudadanía, son los principales objetivos que se pretenden alcanzar con esta iniciativa. Pero hemos de recordar que esto es sólo un aspecto muy parcial de entre todos los que conforman que podamos disfrutar de una auténtica democracia, en lo representativo (Ley Electoral), en lo ejecutivo (cumplimiento de los Programas y revocación de cargos públicos), y en lo participativo (incorporación directa de la ciudadanía en los debates y en la confección de las iniciativas). El objetivo más inmediato podría ser acabar con el actual bipartidismo (e incluso bisindicalismo) que lo cubre todo, que a todo le afecta, y que significa un baldón de tanta magnitud a nuestra democracia que nubla todas las aspiraciones a poder cambiar el sistema social y político donde estamos inmersos como sociedad.

 

Un sistema político y social que nos blinda, que nos encorseta, no sólo a la ciudadanía, sino también a las propias formaciones políticas minoritarias, que ven cómo sus iniciativas son rechazadas sistemáticamente, y cómo su poder se diluye ante los grandes grupos políticos mayoritarios. En este caso, nuestros compañeros del Grupo Parlamentario han presentado una serie de medidas concretas, que vamos a ir exponiendo en esta breve serie de artículos, para mejorar sustancialmente el funcionamiento del Congreso de los Diputados, acercarlo a las demandas que reclama una gran parte de la ciudadanía, y permitir una mayor participación de los grupos más pequeños, entre otros objetivos. Por supuesto no es una propuesta cerrada, sino un documento que representa una iniciativa para el debate sobre estas cuestiones, tanto para el resto de grupos parlamentarios, como para la sociedad en su conjunto. Y por supuesto, una propuesta que puede adaptarse y hacerse extensiva a los Parlamentos regionales de cada Comunidad Autónoma.

  

parlamento2.jpgQuizá el actual grado de desafección y el descrédito que sufre la clase política tenga que ver también con este funcionamiento parlamentario, muchas veces oscuro, otras veces poco democrático, algunas veces encorsetado, al que está sometido la Cámara Baja. En resumidas cuentas, conseguir que el Parlamento se convierta en el epicentro de la vida, de la actividad y del debate político en nuestro país, cosa que se ve hoy en día muy limitada por el corsé de hierro que impone el PP con su mayoría absoluta. Propuestas como abrir el Congreso a una mayor participación de la sociedad civil, dotar de mayor significado a las Iniciativas Legislativas Populares, o abrir a la ciudadanía las sesiones de las Comisiones Parlamentarias son algunos ejemplos de ello.

 

Igualmente, una revisión al sistema de votaciones para conseguir que determinadas peticiones parlamentarias puedan tener éxito, y que ahora mismo pueden ser vetadas por la fuerza mayoritaria, deberían conseguirse en aras a una mayor transparencia del funcionamiento del Congreso. En una palabra, detener la clara degradación e involución democrática a que se ve sometido el funcionamiento del Parlamento, sobre todo en situaciones donde una formación política mayoritaria controla la mayoría de los aspectos de su dinámica, de su normativa y de su representación. En este caso, está siendo el Gobierno del PP quien, de manera especial, está aprovechando la coyuntura política y económica, y su mayoría absoluta, como rodillo  para erosionar la democracia parlamentaria, y poner obstáculos para el debate, control y participación de las Instituciones, medios de comunicación y sociedad civil. El Gobierno, el Grupo Parlamentario Popular y su mayoría en la Mesa del Congreso toman de forma reiterada una serie de decisiones con el único objetivo de mutilar debates y silenciar las voces críticas.

 

parlamento3.jpgHemos llegado por tanto a una situación que puede calificarse como de desprecio total y absoluto al Parlamento, ignorándolo y ninguneándolo para una serie de cuestiones vitales, donde como decimos, es la Institución representativa por excelencia, y el foro natural de debate parlamentario. Algunos ejemplos de ello son las negativas a las peticiones de comparecencia, la tramitación de Decretos-Ley cuando puede hacerse mediante Leyes (permitiendo por tanto un mayor debate sobre las mismas), la no celebración del Debate sobre el Estado de la Nación (durante este pasado verano), o la negativa a la constitución de Comisiones de Investigación. Tenemos por tanto un Parlamento negado en sus funciones, vaciado de contenido, limitado, secuestrado por la fuerza política mayoritaria. Un Parlamento que refleja una imagen de dominación e imposición de un grupo político sobre el fondo y las formas en que unas Cortes Generales deben servir al pueblo y a la soberanía nacional. Continuaremos en siguientes entregas.

Compartir este post
Repost0
2 octubre 2012 2 02 /10 /octubre /2012 23:00

izquierda_abierta.jpgIzquierda Abierta. Bajo este nombre se ha designado a la nueva corriente, integrada también en Izquierda Unida, liderada por el diputado de IU por Asturias Gaspar Llamazares, donde también están representados algunos personajes importantes de nuestra cultura, tales como los escritores Luis García Montero o Almudena Grandes, la actriz Pilar Bardem, o el ex Rector de la UAM, Carlos Berzosa. Su Asamblea Constituyente se celebró en el Ateneo de Madrid el pasado sábado 22 de septiembre, y según sus protagonistas, nace con vocación de ser referente para la izquierda social de nuestro país. Otros militantes y simpatizantes de esta nueva formación son Concha Caballero, Héctor Maravall, Juan Torres, Juan Diego Botto, Alberto San Juan, etc.

 

Su sitio web, de diseño bastante atractivo y funcional, enlaza con su Manifiesto Fundacional en el primero de sus enlaces superiores, y respecto a su estructura general, presenta una barra superior con los típicos enlaces (Izquierda Abierta, Participa, Propuestas, Afíliate, Actualidad, Multimedia y Contacto). Muy interesante el enlace de Propuestas, donde encontramos enlaces a las ponencias y textos presentados por muy diversos autores sobre temas de actualidad política y social. Y en cuanto al bloque central de cada página, se divide a su vez en dos marcos, el de la izquierda, que da introducción y enlaces a cada noticia relevante de la formación, con su paginación correspondiente, y el de la derecha, que tiene una serie de secciones fijas: galería fotográfica scrollable, enlaces para las redes sociales, enlaces para los últimos mensajes de dichas redes, enlaces de interés, y calendario de eventos. Al fondo de la página, una serie de los últimos vídeos interesantes donde participa la formación y su alma mater (Gaspar Llamazares).

 

diario_publico.jpgDiario Público OnLine. Fue una auténtica pena que el Diario Público, uno de los pocos referentes de medios de comunicación que ligaban con la izquierda política y social de este país, tuviese que cerrar su edición impresa en febrero, y se quedara únicamente con su versión digital. Efectivamente, durante algunos años (desde 2007), Público representó el único diario "decente" y no manipulado por los grandes "dueños" de la mayoría de los medios de comunicación de este país. Dirigido primeramente por Ignacio Escolar y luego por Jesús Maraña, está dirigido actualmente por Carlos Enrique Bayo Falcón, y como decimos, conserva su edición digital, que ofrece la misma estructura típica de la antigua edición impresa, con las secciones superiores de Portada, Opinión, Internacional, España, Dinero, Ciencias, Culturas, Deportes, TV y Gente, Vivienda y Servicios.

 

Al conservar su línea editorial crítica, lo que más voy a recomendar a mis lectores es la sección de opinión, dividida en columnas y blogs (http://blogs.publico.es), donde colaboran estupendas plumas, tales como Esther Vivas, Luis García Montero, Vicenç Navarro, Juan José Téllez, Antonio Avendaño, Anna Flotats, Miguel Ángel Sanz Loroño, y muchos otros. Constituye por tanto uno de los mejores sitios de referencia para documentarse sobre la realidad política y social del país, desde una visión distinta a la rancia y constreñida de otros medios clásicos de comunicación.

 

izquierda_europea.jpgPartido de la Izquierda Europea. El PIE (Partido de la Izquierda Europea, European Left), presidido actualmente por Pierre Laurent,  representa y agrupa a la izquierda europea representada en el Parlamento Europeo (GUE/GNL), agrupando a la Izquierda Verde Nórdica. Su web, que puede presentarse en varios idiomas, como es natural, presenta una barra superior con los enlaces para Inicio (Noticias cronológicas), Actividad del grupo en el Parlamento Europeo (Grupos de Trabajo, Iniciativas, Reuniones, Congresos, etc.), Sobre EL (European Left, con algo de su historia y enlaces para cada uno de sus partidos miembros), Servicios (Calendario, Contacto, Descargas, Mapa del Sitio), Información sobre el último Congreso del PIE (el III, celebrado en París del 3 al 5 de Diciembre de 2010), y Material e Información sobre las últimas Elecciones de 2009.

 

El Grupo Parlamentario como tal existe desde enero de 1999, y agrupa a las siguientes formaciones políticas, todas ellas encuadradas en el amplio abanico de la izquierda tradicional europea: Partido Comunista de Austria, Partido Bielorruso de la Izquierda, Partido Comunista de Bélgica, Izquierda de Bulgaria, Partido Socialista Democrático de la República Checa, Alianza Roja y Verde de Dinamarca, Partido de la Izquierda Unida de Estonia, Partido Comunista de Finlandia, Alianza por la Izquierda de Finlandia, Partido Comunista de Francia, Partido de la Izquierda de Francia (Front de Gauche), Partido de la Izquierda Unitaria de Francia, La Izquierda de Alemania (Die Linke), Coalición de la Izquierda y de Movimientos Ecologistas de Grecia, Partido de los Trabajadores de Hungría, Partido Comunista Refundado de Italia, La Izquierda de Luxemburgo, Partido Comunista de la República de Moldavia, Bloque de Izquierdas de Portugal, Partido de la Alianza Socialista de Rumanía, Refundación Comunista de San Marino, Partido Comunista de España (PCE), Izquierda Unida (IU), Izquierda Unida y Alternativa de Cataluña, Partido Laborista de Suecia, y Partido por la Libertad y la Solidaridad de Turquía.

Compartir este post
Repost0
1 octubre 2012 1 01 /10 /octubre /2012 23:00

Volvemos a retomar esta serie de artículos donde la habíamos dejado, después de ocuparnos de otros asuntos que han marcado la actualidad en estos días y semanas pasadas. Y lo primero que quiero hacer desde aquí en este punto es felicitar a todos los compañeros y compañeras, ciudadanas y ciudadanos hartos del sistema, que se manifestaron en la pasada jornada del 25S intentando rodear el Congreso de los Diputados. Este es el único camino posible. Necesitamos una revolución, como llevamos argumentando mucho tiempo, para poder conquistar el poder ciudadano, para poder volver a conquistar nuestra legimitimidad y nuestra soberanía en el sistema, para intentar corregir esta deriva de la lucha de clases que vienen ganando los más poderosos, intentando imponernos un sistema antidemocrático, injusto e inmoral. Sigamos rodeando el Congreso una y otra vez, sin darles tregua, sólo así comprobarán que vamos en serio.

 

revolucion1.jpgQuiero también desde aquí enviar un mensaje a nuestro querido compañero y estupendo referente de la izquierda de este país, Julio Anguita, que viene organizando desde hace varios meses el llamado Frente Cívico "Somos Mayoría", por cierto con bastante éxito. Le animo desde aquí a continuar en esta tarea, que es la nuestra, la de toda la auténtica izquierda, pero sólo tengo que hacerle un comentario: creo que no tenemos tiempo, Julio. Nos plantea un magnífico camino donde la ciudadanía se empodere y sea capaz de reaccionar y de organizarse frente a los actuales poderes, pero entiendo que a muy largo plazo, dada la urgencia en tener que acabar con las actuales políticas. Espero que Julio me entienda este comentario como una crítica constructiva hacia su proyecto, que apoyo completamente. Pero hay que ir más aprisa, porque el Gobierno va más aprisa que nosotros. En sólo ocho meses ha sido capaz de dinamitar todo el sistema de relaciones sociales y laborales de que nos habíamos dotado, así que no podemos esperar. Hay que acabar con este Gobierno cuanto antes.

 

Y los primeros ataques que tenemos que sortear e ignorar, haciendo también mucha pedagogía, son los que provienen de los medios de comunicación convencionales, dominados por el sistema, que por supuesto, atacan sin piedad e intentan deslegitimar todas estas movilizaciones. Haciendo el típico discurso sobre la ilegalidad y la violencia de este tipo de actos, intentan llamar a la responsabilidad de la gente de bien, para que esté en contra de estos movimientos. No caigamos en sus trampas. Se nos describirá como terroristas callejeros, extremistas, vándalos, etc., para intentar crear un estado de opinión en contra de los movimientos populares de rebelión contra el sistema. Esto no debe detenernos en la consecución de nuestros objetivos. Nuestros compañeros del SAT andaluz llevan años sufriendo ataques de este tipo. O bien los compañeros mineros de nuestras regiones del norte. Todos debemos ser una misma voz. El sistema es nuestro único enemigo. Tenemos que conseguir que nuestra Puerta del Sol o nuestras Plazas de Neptuno o de Cibeles, sean como la Plaza Syntagma de Atenas o la Plaza Tahjrir de El Cairo.

 

revolucion2.jpgAsí que todos a la calle, y de forma continuada, porque todos somos víctimas de los mismos problemas. Todos con los profesores, todos con los funcionarios, todos con los médicos y enfermeros, todos con los mineros, todos con los empleados públicos, todos con los jornaleros andaluces, todos con la juventud, que se ve obligada a emigrar para poder subsistir, todos con los parados, con los pensionistas...TODOS SOMOS UNO. Que crezca la indignación, que crezca la rebeldía, que crezca el estallido social, hasta que se convierta en toda una marea humana, en un río imparable, incontrolable, imposible de detener...Poniendo un toque de humor, seamos como esa aldea gala cuando tomaba la poción mágica...pero sigamos siendo pacíficos. No hace falta la violencia. Sólo hace falta que seamos muchos queriendo lo mismo, deseando lo mismo, pidiendo lo mismo, y haciéndonos notar...La revolución social pasa inexorablemente por la revolución de la conciencia colectiva, y la unidad de esas conciencias en la lucha es la única herramienta posible para ganar la batalla y poder derrocar al Gobierno y al sistema. Y por si se han olvidado, y para volver a recordar algunas de nuestras principales demandas, las volvemos a repetir:

 

1.- Eliminación de las contrarreformas laborales de los últimos años. 

 

2.- No permitir ningún cierre de empresa. Cualquier empresa que cierre, será inmediatamente tomada bajo control democrático de sus trabajadores.

 

revolucion3.jpg3.- Salario Mínimo Interprofesional (SMI) de 1.000 euros al mes, al igual que toda pensión mínima. Subsidio de desempleo para todo adulto sin empleo dotado de igual cuantía, y permanente mientras se continúe en esta situación.

 

4.- Cancelar inmediatamente el pago de la mal llamada deuda pública (sólo en intereses, más de 30.000 millones de euros en 2012). Hay que repudiar esta deuda pública, hasta tanto no se realice una auditoría que examine la parte ilegítima de dicha deuda, se renuncie a su pago, y se proponga una moratoria de la deuda legítima.

 

5.- El conjunto del sector bancario y financiero debe ser nacionalizado en un polo o sistema de Banca Pública, pero no para absorber pérdidas y a continuación privatizarlo de nuevo, como pretenden hacer PP y PSOE con las antiguas Cajas de Ahorros, sino para hacerse cargo de todos sus activos y utilizarlos en interés de la mayoría.

 

revolucion4.jpg6.- Los bancos detentan una gran cantidad de viviendas vacías. Éstas deben ser nacionalizadas y utilizadas para crear un Parque Público de Alquiler de Viviendas Sociales, y alquilarlas por no más del 10% de los ingresos familiares. Los pagos de las hipotecas (pasadas, presentes o futuras) también deben tener un tope de no más del 10% de los ingresos familiares, y ser congelados en caso de desempleo, garantizando con todo ello que la vivienda sea un derecho básico.

 

7.- Debe llevarse a cabo una investigación completa en el sistema bancario y en las empresas que presenten suspensión de pagos, permitiendo la apertura y el control de los libros de cuentas para los trabajadores de las mismas, a fin de descubrir a dónde fueron a parar los beneficios durante la burbuja inmobiliaria, y llevar al banquillo a todos los implicados en los escándalos de corrupción, financiación ilegal de partidos políticos, etc., asociados con la burbuja especulativa. Dicha investigación debería ser realizada por representantes de las Plataformas de Afectados por las Hipotecas, los trabajadores del sector bancario y sus representantes sindicales. No podemos confiar en los políticos de partidos implicados en la corrupción para investigar esos mismos casos.

 

8.- Ante la incapacidad e irresponsabilidad manifiestas demostradas por los grandes empresarios y banqueros, demandamos la nacionalización de los centros básicos de la industria y la economía, comenzando por las propias empresas del IBEX-35, que han aumentado sus beneficios incluso durante estos últimos años de crisis.

 

revolucion5.jpg9.- Sólo así, controlando estos recursos a través de los propios trabajadores y de los representantes sindicales por ellos elegidos en las diferentes empresas, el Estado podrá acometer un plan democrático de producción para garantizar el bienestar de la mayoría. De esta forma sí sería posible reducir la jornada laboral para repartir el empleo existente, pudiendo trabajar todo el mundo ya 35 horas semanales, sin disminución de sus salarios. Al mismo tiempo, el Estado ahora sí tendría poder para lanzar un ambicioso plan de inversiones y obras públicas, así como para dar trabajo y hacer entrar en el conjunto de sectores de la economía productiva a los 5,6 millones de desempleados actuales, asegurando así una mejor sanidad, educación, pensiones y servicios sociales en general.

 

10.- Otra Europa es posible, una Europa que pase por defender a la inmensa mayoría de la población. No una Europa de los ricos, de los empresarios y de los banqueros. No una Europa del Capital, sino una Europa de los pueblos, de las naciones y de los ciudadanos. Ese sentimiento es el que prima en el pueblo griego, que lleva ya 18 huelgas generales, el mismo sentimiento que derrotó en las urnas a Sarkozy en Francia. Esa idea sí puede unir a la inmensa mayoría de la población actual de la UE. La única solución es alcanzar unos Estados Unidos Socialistas de Europa.

 

Pero todo ello ha de alcanzarse mediante los procesos destituyente y constituyente, que ya hemos mencionado de pasada en artículos anteriores, y que iremos desgranando en sus pasos y estrategia en los siguientes artículos de esta serie. Todo ello de forma pacífica, evitando enfrentamientos, evitando la violencia en la medida de lo posible, pero siendo fuertes en nuestra capacidad de derrotar al sistema. Hemos de tener claro que no hay alternativa a todo este "montaje estructural", a esta implacable y sádica agresión a la clase trabajadora, que no pase por la desobediencia social y política, que no pase por la respuesta enérgica, pero pacífica, de toda nuestra sociedad civil organizada. Es el turno de los de abajo. Llegó la hora de la revolución. Ya nos toca.

Compartir este post
Repost0
30 septiembre 2012 7 30 /09 /septiembre /2012 23:00

En torno a las manifestaciones, concentraciones y agresiones policiales ocurridas durante la jornada del 25-S, el señor Alsonfo Ussía escribe un artículo en el Diario La Razón (ya de entrada nos está dejando entrever lo que puede dar de sí) con fecha de 26 de septiembre, titulado "La Chusma", al que voy a tener el gusto de responder. El compañero Cayo Lara fue entrevistado por Ana Ibáñez y otros periodistas en el programa "La Noche" del Canal 24h de TVE, y refiriéndose a este artículo, sólo dijo demasiado educadamente que "el periodista que escribía se podría haber ahorrado ciertas expresiones y calificaciones". Me temo que yo no voy a ser tan extremadamente educado como Cayo Lara.

 

alfonso ussiaPorque lo primero que quiero decirle, señor Ussía, es que el único chusma que hay aquí es usted. Porque sólo la chusma es capaz de descalificar del modo que usted lo hace el carácter de una manifestación ciudadana pacífica que lo único que quiere es manifestar su hartazgo del sistema. Demuestra usted, como tanta gente de su calaña, que no tiene usted ni idea de democracia, cuando asimila soberanía sólo con los votos emitidos en las urnas. Para que usted se entere, señor Ussía, la democracia es mucho más que eso. Es más, el hecho de votar en unas Elecciones cada cuatro años es sólo el aspecto menor de la democracia. Porque la democracia es el Gobierno del Pueblo, a todos los niveles, y más cuando se toman decisiones importantes para la vida de la gente, que van a marcar las condiciones de vida de las próximas generaciones. Democracia es poder elegir, pero es también poder controlar, es poder destituir, y es poder decidir. Nada de esto se permite en este sistema tan democrático que según usted tenemos, donde en realidad quienes nos gobiernan son los grandes banqueros, las grandes fortunas, los grandes empresarios, las grandes financieras, las grandes compañías de seguros, las grandes Instituciones Internacionales (independientes, claro) y los gobiernos y medios de comunicación que las apoyan.

 

Menciona usted con desprecio a la bandera de Islandia, cuando es uno de los mejores espejos donde deberíamos mirarnos. Allí sí que terminó gobernando la soberanía popular, después de hacer dimitir al Gobierno en bloque, y sentar en el banquillo a toda esa chusma de banqueros delincuentes, directivos multimillonarios y aristócratas fascistas. Ésa es la auténtica chusma, señor Ussía, y no la gente que se manifestaba el 25-S, que en su inmensa mayoría (aunque usted desprecie el número) eran jóvenes, padres y abuelos de esos jóvenes, empleados públicos, sindicalistas, pensionistas, mujeres, etc. Esa no es la chusma, señor Ussía, es el pueblo, al que tanto desprecia usted, según sus palabras. Dice usted que no había pancartas con el mensaje "Queremos trabajar", seguramente porque ese mensaje ya lo han sacado en pancartas en otras muchas ocasiones, y viendo el caso que les hace este Gobierno, han preferido pasar a otros mensajes más radicales.

 

El Congreso de los Diputados, ese "templo de la soberanía nacional", como usted lo llama, es hoy en día una Institución secuestrada, en primer lugar por la imposición autoritaria de una formación política, el PP, que sólo entiende la mayoría absoluta como rodillo para imponer sus criterios y sus normas de actuación. Porque hasta donde yo sé, que tengan mayoría absoluta no les da derecho a gobernar a golpe de Decreto-Ley. Y a su vez, este Gobierno indecente e inmoral, por muy legal que sea, es completamente ilegítimo, al estar poniendo en marcha toda una serie de medidas que no estaban en su Programa Electoral, bajo el lema salvapatrias de conseguir la salida de la crisis. Pero por si todo ello fuera poco, este ilegítimo Gobierno está a su vez intervenido por otras Instituciones que ya no son ni siquiera democráticas, ni tienen nada que ver con ese templo de la soberanía nacional. Son Instituciones "independientes", controladas por el poder financiero, por las grandes empresas, e imbuidas por ese gran dogma neoliberal, que está conduciendo no sólo a España, sino a muchos países de nuestro entorno, al suicidio, a la destrucción, a la desesperación, a la bancarrota. Me refiero a la Troika, al BM, al FMI, al BCE, a la OCDE, y a tantas otras. Ellas son también la chusma.

 

Precisamente porque estamos en tiempos tan difíciles, señor Ussía, tienen sentido estas manifestaciones tan radicales, como usted las llama. Porque si no son radicales, si no somos radicales, si continuamos consintiendo que nos roben la soberanía como pueblo, si nos seguimos convirtiendo en marionetas del gran capital, de la gran banca, de los lobbys financieros, si seguimos dejando que nos empobrezcan cada vez más, que nos roben nuestra vida, que roben el futuro de nuestros hijos, de esa juventud cada vez más asqueada y desesperada, no tendremos salida. Hay que buscar una salida, y esa salida tiene que ser radical. Porque no nos están dejando otra salida, señor Ussía. Al resto de su discurso prefiero no contestarle, ya que arremete usted contra los sindicatos, y contra el único grupo de la cámara que podemos considerar decente, que es el grupo de La Izquierda Plural. Será porque son los únicos que de verdad apoyan a estos ciudadanos que se manifestaban, porque no se vio por allí a ningún diputado del PP ni del PSOE. Y con respecto a lo que usted llama "la singularidad grandiosa de la Libertad, con mayúscula", dígaselo usted al Presidente Rajoy, que afirmó literalmente en el Parlamento que ya "no podíamos decidir".

 

Para ir terminando, señor Ussía, veinte millones de votos no nos deslegitiman. Aquí el único que está deslegitimado es el Gobierno y las Instituciones que los apoyan, que gobiernan de espaldas a la gente, en contra de sus intereses. Muy al contrario, tenemos 47 millones de razones que nos legitiman, que son el conjunto de la población española, que aunque no se manifieste, a buen seguro no refrendarían la política que está haciendo el Gobierno. Nosotros luchamos para que esa mayoría silenciosa lo sea cada vez menos, y usted y los medios para los que usted trabaja, lo hacen al contrario, ayudando cada vez más a la manipulación social, al secuestro de las conciencias, al pensamiento único y dominante, a ese que sostiene que no hay alternativas. Pero desde la izquierda sabemos que sí las hay, y por eso les fastidiamos tanto. Es cuestión de tiempo, señor Ussía, que esa mayoría silencilosa, a la que usted tanto defiende, se de cuente de que la chusma son ustedes. Preocúpese, porque habrá nuevas "reuniones del chusmerío", como usted las califica. Gracias a ellas, derrocaremos a la auténtica chusma de este país.

Compartir este post
Repost0
27 septiembre 2012 4 27 /09 /septiembre /2012 23:00

No soy catalán ni vivo en Cataluña, pero aún así, y con mi total respeto hacia las ansias y las aspiracionnes del pueblo catalán, voy a intentar llamar la atención sobre algunos aspectos que me parecen interesantes, para no caer, como muchas veces ocurre, en la manipulación y la confusión sobre este y otros muchos temas colindantes. Bien, partamos de la masiva manifestación que tuvo lugar el pasado día 11 de septiembre, la Diada de Cataluña. Según algunas estimaciones, millón y medio de personas (ya las quisiéramos para otras muchas manifestaciones) salieron a la calle para expresar su deseo de que Cataluña pudiera decidir su propio destino, y exigir la independencia.

 

diada1.jpgY a partir de aquí y en primer lugar, creo que desde el punto de vista democrático no se puede hacer otra cosa que respetar la decisión de un pueblo, y no poner trabas en su camino. Entre otras cosas, porque creo que es profundamente inútil. Si no es ahora, será el año próximo, y si no, dentro de 3 ó 5 años. Da igual. Es cuestión de tiempo. Si en verdad la mayoría del pueblo catalán (entendiendo pueblo catalán al conjunto de personas que viven y trabajan en Cataluña) quiere ser independiente, lo será. Un pueblo en marcha no se detiene jamás. La fuerza y los deseos de un pueblo unido son imparables, y más aún tratándose de este tipo de reivindicaciones. Luego por tanto, y desde una posición de izquierda, no sólo entendemos que Cataluña (o cualquier otro pueblo) quiera ser independiente, sino que defendemos que el Estado no debe poner palos en esa rueda. Más bien al contrario, debería facilitar las cosas.

 

diada2.jpgDiscursos rancios y anacrónicos, como los del ex Presidente Aznar, llamando de nuevo al apocalipsis de que "España se rompe" no van a funcionar. Por si la gente del PP, esos españolistas intransigentes, no lo saben, España es un invento geopolítico que tiene sólo cinco siglos de existencia, concretamente desde que así lo decidieron los Reyes Católicos. Antes de ellos, sólo existían Al-Ándalus, el Reino de Castilla y el reino de Aragón (aprovecho para resaltar que Cataluña no existía, así que no sé de dónde se sacan eso de la "nacionalidad histórica"). Estos reinos se unifican por los Reyes Católicos a finales del siglo XV, y a partir de ahí es cuando comienza a tener sentido el Estado Español. No antes. Quiero decir por tanto que hace seis siglos España no existía, no era nada. Y hablando de Historia, con mayúsculas, cinco siglos son cinco minutos. Y lo que definen las nacionalidades y los estados son los pueblos que los habitan. España por tanto es la suma de la reconquista de una serie de pueblos que habitaban en la Península Ibérica hasta el siglo XV. Bien haríamos en no olvidarlo. Creo por tanto firmemente que se equivocan PSC-PSOE (e incluso IU Federal ha hecho unas declaraciones muy tibias al respecto), o cualquier otra formación política que se oponga a la independencia. 

 

diada3.jpgBien, pero dicho todo esto, y por tanto defendiendo y estando de acuerdo en las posturas que exijen la independencia de Cataluña, otras preguntas se nos vienen a la mente: por ejemplo, ¿porqué ahora? Si observamos un poco, parece ser que convergen aquí y ahora varias motivaciones para que el pueblo catalán haya roto una lanza tan clara a favor de su autodeterminación. Por una parte, el ahogamiento de la línea de evolución en sus aspiraciones de autogobierno, representadas por el Estatuto de Cataluña, que aunque aprobado por el Parlamento Catalán y por su pueblo, fue recurrido ante el Tribunal Constitucional por el Partido Popular, y quedó tras esta sentencia bastante mutilado, sobre todo en las principales cuestiones identitarias, y en las posibilidades de disponer de unas estructuras propias. Craso error del establisment españolista, que en vez de ser generoso y entender que la propia Constitución Española ya se quedaba pequeña en estos asuntos, resolvió cortar por lo sano y anular de este modo las posibilidades de una Cataluña que reflejara la diversidad plurinacional del Estado Español. A buen seguro que si el Estatuto hubiese sido validado en su totalidad, otro gallo nos cantara. Y ello hubiera incidido en un paso más en la evolución hacia un Estado Federal, como proponemos desde la izquierda. 

 

diada4.jpgPero tenemos una segunda consideración a la hora de entender el porqué del estallido social con sello independentista catalán. Y este gran motivo es la crisis que atravesamos, una crisis sistémica y multifacética, pues tiene su vertiente económica (quizá la más gravosa para la vida cotidiana de la ciudadanía), pero también su vertiente financiera, social, política, medioambiental, e incluso alimentaria. Con una crisis de estas características, y aquí viene el claro y gran engaño que quiero denunciar, la gente vive mal. Si le unimos a esto el aprovechamiento que de la crisis han hecho los partidos nacionalistas de derechas (CIU, partido gobernante) para desmantelar las estructuras del Estado del Bienestar, liquidando derechos sociales, privatizando servicios públicos, con el argumento de que son víctimas del expolio que sufren por parte del Gobierno Central, estamos ante una clarísima manipulación de las conciencias de la ciudadanía catalana. Para empezar, CIU no puede abanderar el proceso independentista, pues no se puede confiar en un partido que practica estas políticas, engañando además a su propio pueblo.

 

diada5.jpgPero incluso aunque fuese así, lo que no se puede es manipular a los ciudadanos, asimilando todos los males del pueblo catalán a la falta de autogobierno, y vendiendo la idea de que si Cataluña fuese independiente de España, todos estos problemas se arreglarían. Esto es rotundamente falso, ya que por muy independiente que fuese Cataluña, si estuviera gobernada por CIU seguiría las mismas políticas que sigue ahora, de corte capitalista y neoliberal, profundamente injustas y antisociales, y la prueba más palpable la tenemos en que en los grandes asuntos políticos y económicos que se han votado, tanto en el Parlamento español como en el catalán, ambas fuerzas políticas (PP y CIU) han votado juntos. Es más, incluso CIU ha llegado en sus variadas enmiendas a superar al PP en el carácter antisocial y discriminatorio de sus medidas. Lo que quiero denunciar por tanto es la habilidad de los actuales gobernantes catalanes en llevar al pueblo por la senda de la confusión, y de la falsa asociación de que las actuales políticas se practican ante la imposibilidad de un escenario con una Cataluña independiente. Esto es totalmente falso.

 

Llamemos a cada cosa por su nombre, y no confundamos ni engañemos a la gente. Por eso creo que, en primer lugar, la ciudadanía catalana debería desembarazarse de estos políticos indignos que los gobiernan, que son los mejores cómplices de los españolistas del PP a los que tanto critican cuando salen a relucir los asuntos identitarios. Consigamos que Cataluña (al igual que el resto de España) sea gobernada por fuerzas de izquierdas, que antepongan los intereses de la ciudadanía a los intereses de los mercados. Acabemos con la crisis, salvemos a mucha gente del pozo de miseria, desesperanza y precariedad donde está metida, y cuando tengamos un horizonte de mayor justicia social, con plena libertad, asumamos los procesos de independencia que se necesiten. Pero eso sí, ya sin el grado de manipulación que tenemos ahora, distinguiendo y teniendo bien claro que una cosa es querer ser independiente, usando el derecho de autodeterminación como pueblo soberano que dirige sus propios destinos, y otra cosa muy distinta es gozar de bienestar social. Y que ambas cosas no van unidas.

Compartir este post
Repost0
26 septiembre 2012 3 26 /09 /septiembre /2012 23:00

Muchas veces hemos traído a colación en nuestros artículos el tema de la evasión fiscal en España, el fraude fiscal, la economía sumergida, y en general, todo lo que tiene que ver con la errónea e injusta política impositiva que tenemos en nuestro país. Abundando en ello, y a raíz de una moción elaborada por el senador de IU por Andalucía, José Manuel Mariscal, en torno a las posibles actuaciones contra los paraísos fiscales, y ligando con la presentación de una enmienda a la totalidad de devolución presentada por IU al Proyecto de Ley de prevención y lucha contra el fraude fiscal, vamos a hacernos eco una vez más de esta situación, a ver si conseguimos avanzar un poco más en la abolición de estos paraísos fiscales, y en la implantación de políticas fiscales justas y progresivas.

 

paraisos_fiscales1.jpgEl fraude fiscal en España puede estimarse, considerando las propias evaluaciones de economía sumergida, en torno a unos 89.000 millones de euros, cifra muy elevada y que el Estado deja de ingresar año tras año. Se trata de una de las cifras de fraude fiscal más elevadas de toda la Unión Europea, y también de la OCDE. Y este fraude se concentra en las grandes fortunas y empresas de mayor dimensión, que lo canalizan hacia los paraísos fiscales, estos agujeros negros de la economía globalizada, utilizando para ello instrumentos como las SICAV (Sociedades de Inversión de Capital Variable). De tal forma, que existen en España más de 3.000 sociedades de este tipo que gestionan un patrimonio superior a los 26.000 millones de euros. Vamos a describir un poco más la situación, las características y el panorama de estos paraísos fiscales en la actualidad, para luego proceder a nuestras propuestas al respecto.

 

Por ejemplo, la moción del senador Mariscal se refiere (por eso decimos que es mejor conseguir cosas poco a poco) en concreto a la prohibición de que los bancos puedan tener filiales o sucursales en los paraísos fiscales, para de esta forma poder anular las múltiples ventajas que logran entidades bancarias y empresas multinacionales con algunas de sus piezas instaladas en ellos, todo lo cual incide no sólo en la injusta redistribución de la riqueza, sino también en las posibilidades de dar soporte a ilegales y oscuros negocios. Pero vayamos por partes, describiendo la actual situación. En Europa existen desde hace décadas varios territorios considerados como paraísos fiscales: Mónaco, Andorra, Liechtenstein, Gibraltar, Suiza y San Marino, que actúan como auténticos santuarios para la evasión de impuestos y el blanqueo del dinero negro y criminal. Hasta ahora no se ha combatido esta situación, de modo que los Gobiernos y las Instituciones y Organismos Internacionales toleran ampliamente su existencia, y son cómplices de estas prácticas corruptas y canallas.

 

paraisos_fiscales2.jpgLa ONG británica "Red para la Justicia Tributaria" (Tax Justice Network) ha hecho público un Informe sobre la Evasión Fiscal en el mundo, debido a la existencia de los paraísos fiscales, y supera los 250 billones de dólares. En el conjunto de paraísos fiscales que hay en el mundo, continúa el Informe, hay registrados más de tres millones de sociedades y fundaciones, tapaderas a través de las cuales grandes empresas, multinacionales, bancos, y personas influyentes ocultan su contabilidad, sus balances, no pagan impuestos y se blanquea el dinero negro procedente del narcotráfico, de la trata de blancas, del mercado negro de las armas, de la prostitución, y demás actividades del crimen organizado. Veamos algunos ejemplos concretos:

 

1.- Liechtenstein, con 35.000 habitantes, cuenta con 70.000 Fundaciones o Sociedades que no pagan impuestos, y se calcula que hay depositados en este pequeño enclave europeo del orden de 150.000 millones de dólares.

 

2.- Gibraltar, con 30.000 habitantes, posee más de 60.000 sociedades mercantiles registradas. Las Islas Vírgenes Británicas, con 22.000 habitantes, tienen registradas 500.000 empresas extranjeras en sus bancos.

 

3.- Las Islas Caimán, también controladas por Gran Bretaña, con una población estimada de 30.000 habitantes, concentran en su territorio 450 bancos y cerca de 70.000 firmas.

 

paraisos fiscales3

 

Como puede observarse, las cifras marean, asquean e indignan por sí solas. Y son sólo algunos botones de muestra de las decenas de paraísos fiscales que operan en Europa y en el mundo, alentados por el neoliberalismo al facilitar los movimientos de capitales sin tributar fiscalmente en sus respectivos países. El Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM) reconocen que estos entes son "escondrijos de una cuarta parte de la riqueza privada mundial", pero desgraciadamente, todo queda en palabras al tratarse de instrumentos de las grandes potencias y del neoliberalismo mundial, por lo cual ni el FMI ni el BM han tomado ninguna medida para aislar y desmantelar estos paraísos fiscales, contando, como cuentan, con instrumentos y poder para ello.

 

paraisos_fiscales4.jpgPor su parte, la ONU conoce anualmente un Informe sobre las actividades del crimen organizado en el mundo, detallando el volumen de dinero criminal que han movido las mafias a través de los paraísos fiscales. Y sin embargo, ni la Asamblea General, y sobre todo el Consejo de Seguridad, han movido ni un dedo para solucionar este asunto. Los embargos, las sanciones, el aislamiento, sólo existen para algunos países que tienen la osadía de enfrentarse al imperialismo. Todos los especialistas y observadores internacionales denuncian la ineficacia de las tibias medidas que se están adoptando por parte de la UE, la OCDE, el FMI, cuando los perjuicios que nos están causando son enormes: sustraen importantes ingresos fiscales a los Estados, en los países pobres sustraen cantidades equivalentes a las que reciben para la ayuda al desarrollo, protegen capitales corruptos, blanquean dinero criminal de las mafias y cárceles de todo el mundo, y protegen fortunas de tiranos, dictadores y gobernantes corruptos.

 

Espana, por ejemplo, ha concedido a Gibraltar 100.000 líneas de teléfono, cuando ya poseía tres líneas por habitante, y cuando se conoce la procedencia del dinero que se ha blanqueado en Marbella en la Operación Malaya. No hay que ser muy inteligente para llegar a la conclusión de que los paraísos fiscales existen porque forman parte importante del sistema capitalista, de su modelo neoliberal, y por eso los organismos internacionales y los gobiernos que están al servicio del sistema, no hacen nada para abolirlos, y se mueven como pez en el agua entre el fango financiero de las cloacas del sistema, de este sistema que, como decía el tristemente fallecido Santiago Carrillo, "puede llegar a destruir la especie humana". Para acabar con todo ello, ¿qué hace falta? Pues lo de siempre: grandes dosis de las dos "V" políticas: voluntad y valentía. Bien, por todo ello, la moción presentada por el senador Mariscal insta al Gobierno a los siguientes puntos:

 

paraisos_fiscales5.jpg1.- Establecer un sistema de intercambio de información global entre autoridades fiscales.

 

2.- Levantar el secreto bancario.

 

3.- Aplicar los mismos impuestos a las rentas del capital que a las rentas procedentes del trabajo (algo que lleva proponiendo IU desde hace mucho tiempo, para una mayor justicia fiscal).

 

4.- Obligar a las empresas transnacionales a pagar impuestos allí donde producen sus filiales y no donde tienen el domicilio fiscal matriz.

 

5.- Retirar toda ayuda europea y del Estado a todas las empresas que tengan relaciones financieras con paraísos fiscales.

 

6.- Retirar las licencias a los bancos que tengan filiales en algunos de los cerca de 60 paraísos fiscales que existen.

 

7.- Crear una Fiscalía Europea para luchar contra el fraude fiscal (muy relacionada con el punto 1) y el blanqueo de dinero en los paraísos fiscales.

 

8.- Impedir a los deportistas que se domicilien fiscalmente en un paraíso fiscal, que representen a su país en ninguna competición (esto, en realidad, es la punta del iceberg con respecto al trato al deporte, pues no es normal que vivamos en una sociedad donde los mejores deportistas de cualquier especialidad tengan que tener grandes fortunas).

 

paraisos_fiscales6.jpg9.- Gravar los movimientos de fondos con paraísos fiscales. En la normativa del IRPF y del Impuesto de Sociedades, se debe regular como un hecho imponible nuevo que todo movimiento de fondos, que tenga como origen o destino un territorio calificado como paraíso fiscal, debe tributar en España al tipo del 24%.

 

10.- Reconocer la personalidad jurídica a las sociedades constituidas en paraísos fiscales para intervenir en el tráfico mercantil español.

 

11.- Establecer penas agravadas cuando el delito fiscal se cometa a través de la intermediación de cualquier paraíso fiscal.

 

12.- Por último, prohibir que las entidades bancarias españolas puedan albergar filiales o sucursales en dichos territorios.

 

Es evidente que los bancos representan las entidades donde dicho blanqueo de dinero se realiza con mayores posibilidades de éxito, dados sus tremendos recursos para enlazar con cualquier tipo de empresa, de cualquier sector. En fin, esperemos que iniciativas como ésta de Izquierda Unida no queden en saco roto, y podamos estar celebrando al menos un ligero cambio de panorama en un tiempo no muy lejano. Nos apoyamos también en el estupendo trabajo de otras ONG's y Organizaciones Sociales, como ATTAC, que llevan desde hace mucho tiempo trabajando para la consecución de estos mismos objetivos, que se pueden resumir en el principio de justicia económica global.

Compartir este post
Repost0
25 septiembre 2012 2 25 /09 /septiembre /2012 23:00

Mucha polémica ha suscitado últimamente el Consejo General del Poder Judicial y todo lo relacionado con él, a raíz del conflicto en torno a la dimisión (forzada) de su ex Presidente, Carlos Dívar. Todo ello ha servido como buen revulsivo para visibilizar, no sólo los posibles focos de corrupción que pudieran existir dentro del propio órgano de gobierno de los jueces, sino también una revisión de sus normas de funcionamiento, e incluso de la propia configuración del Poder Judicial. A este respecto, una de las organizaciones que más ha batallado para poner el acento donde debe estar, ha sido la Plataforma Ciudadana por una Justicia de Todos.

 

justicia1.jpgY uno de los miembros de su Coordinadora, Rafael Lafuente, escribió un interesantísimo artículo en Mundo Obrero, el cual tomo como buena referencia a la hora de confeccionar este artículo. Como decíamos, el caso Dívar ha actuado como punta de lanza a la hora de denunciar no sólo algunos aspectos del comportamiento del Poder Judicial, su oscurantismo y prepotencia entre otros, sino también para denunciar otros aspectos económicos, como la supuesta indemnización de 208.000 euros, a la que parece ser que Dívar renunció. Pero en todo caso, un hilo de descrédito se ha ido tejiendo en torno a este tercer Poder del Estado de Derecho, y no precisamente sin razón. No podemos perder el norte en lo que a la concepción de la propia Justicia se refiere, y por tanto, reclamar como pueblo que disfrutemos, como toda sociedad avanzada debe demandar, de una Justicia entendida como un aspecto más de la propia democracia, y como un servicio público de calidad. 

 

Calidad, garantías, cercanía, rapidez, confianza, además de los propios principios de funcionamiento de todo servicio público (gratuidad y universalidad) deben ser los inspiradores del modelo de Justicia que debemos alcanzar. Una Justicia cuyas Instituciones representativas provengan de la soberanía popular, y que por tanto estén sometidas al control de ésta. Y después de episodios como los anteriormente comentados, muchos pensamos que ya es hora de repensar y de replantearse muchas cosas, como por ejemplo, esos mecanismos de control ciudadano a los que antes aludíamos, las competencias y estatutos del CGPJ, así como la justificación de su propia existencia.

 

justicia2.jpgEn efecto, estamos hablando de una Institución caduca, muy politizada, cuyas competencias y normas de funcionamiento se debieran rediseñar, con el objetivo final (entre otros muchos) de hacer a este órgano mucho más transparente. El órgano de gobierno de los jueces debe convertirse en un órgano guiado y controlado por reglas completamente democráticas, donde sus criterios de actuación, decisiones a tomar y gastos a contemplar no sean opacos, sino transparentes y públicos de cara a la ciudadanía, y donde sus miembros tengan la obligación de rendir cuentas y de hacer público todo su patrimonio y toda su información, como ya ocurre en otros ámbitos y otros poderes. Ha de dejar de ser, como dice Rafael Lafuente, "una superestructura inexplicable para la democracia del siglo XXI".

 

Pero conectando con otros muchos artículos donde hemos escrito sobre la Justicia, tenemos que enlazar el debate ciudadano sobre la renovación del CGPJ con el debate, de mayor envergadura, sobre la Justicia que queremos  y necesitamos, unas de las grandes olvidadas, de las hermanas pequeñas, y aquélla situada en la cúspide de las Instituciones que son responsables de un mayor déficit democrático. Y como continúa el señor Lafuente: "Para poder cambiar esta situación, todos debemos reclamar que la Justicia es nuestra, porque es nuestra la democracia. Pensar que la Justicia es sólo de los que trabajan en ella es como entender que son los tecnócratas quienes deben dirigir la política económica, al margen de la propia ciudadanía".

 

justicia3.jpgHemos de alcanzar, por tanto, un nivel de gobierno auténticamente democrático y participativo en el Poder Judicial. Controlar desde la ciudadanía los procesos de elección de los vocales y representantes del CGPJ, su tiempo de mandato, su renovación y sus retribuciones (actualmente, entre un 30 y un 50% superiores a las de los Ministros). Desde la izquierda estamos también en contra de las propuestas que en torno a este tema ha realizado el actual Ministro, Alberto Ruiz-Gallardón, sobre la supuesta "despolitización" de los miembros del CGPJ, otorgando al propio gremio judicial la posibilidad de que ellos mismos elijan a sus representantes, pues nos parece que redundará en un mayor grado de opacidad, de corporativismo y de falta de transparencia y de control ciudadano.

 

Y por supuesto, nos oponemos tajantemente a las nuevas tasas y precios públicos a implantar en algunas instancias judiciales, pues van en contra de la filosofía de servicio público que hemos declarado que ha de caracterizar a la Justicia. Nos oponemos a las privatizaciones encubiertas y a la existencia de Tribunales procedentes de la época franquista, como la Audiencia Nacional. Apostamos en cambio por una Justicia más abierta y participativa, más controlada por la ciudadanía, más intervenida políticamente, más servicio público, más modernizada tecnológica y administrativamente, con mayores garantías de acceso en condiciones de igualdad, y sobre todo, rapidez, agilidad y cercanía con los ciudadanos. Es hora de repensar la Justicia que queremos, de todos y para todos.

Compartir este post
Repost0
24 septiembre 2012 1 24 /09 /septiembre /2012 23:00

manifiesto_sanidad1.jpgRecuperamos en este artículo un Manifiesto, colgado en una página del sitio Firmas OnLine, por el cual se reivindica la recuperación de la Sanidad Pública, y contra la exclusión sanitaria de seres humanos en España. Todo esto viene a cuento de las últimas actuaciones del Gobierno del PP, concretamente del Ministerio de Ana Mato, en relación a la retirada de la tarjeta sanitaria a los inmigrantes sin papeles, y por tanto a su exclusión del sistema sanitario público, por lo cual sólo podrían ser atendidos en urgencias. Como sabemos, algunas Comunidades Autónomas se han desvinculado de esta norma, como Andalucía, y van a seguir dando atención primaria a toda persona que acuda a un Centro de Salud.

 

manifiesto sanidad2Pues bien, el Manifiesto, que se puede firmar desde la misma página, se centra en esta idea fundamental, y pretende obtener 10.000 firmas. A tal efecto, el pasado martes el diputado de IU por La Izquierda Plural, Gaspar Llamazares, que se ocupa entre otros de los temas sanitarios, presentó en el Congreso una Proposición No de Ley (PNL), para que se garantice la titularidad pública de la gestión del Sistema Nacional de Salud, habida cuenta de la campaña generalizada en los últimos años para desprestigiar y desmantelar los sistemas públicos de salud, con objeto de proceder a su privatización como nuevo nicho de negocio. Vamos a reproducir a continuación el texto del Manifiesto:

 

En los últimos meses, estamos viviendo en el Estado Español la pérdida de una de las más importantes conquistas del siglo XX: una Sanidad Pública, universal, gratuita en el momento del uso, científicamente puntera, suficientemente dotada, con una cartera de servicios adecuada y con profesionales formados en la excelencia. Pero los sucesivos gobiernos del PSOE, privatizando servicios del sistema, -- y con más profundidad los gobiernos del PP, o de los nacionalismos de derechas --, han convertido este sueño en una pesadilla. 

 

manifiesto_sanidad3.jpgDos Leyes, la Ley 15/97, que permitía el acceso de nuevas formas de gestión, eufemismo usado en la práctica para permitir la privatización de servicios esenciales, y el ya terriblemente famoso Decreto 16/2012, han echado al traste las luchas que derivaron en la conquista de nuestra Sanidad Pública, acabando con tal carácter, negando la universalidad, quitando prestaciones y provocando una auténtica hemorragia de despidos de profesionales.

 

Quizá lo más terrible es la nueva clasificación de la ciudadanía a la hora de acceder a los servicios no urgentes: sólo los asegurados, es decir, aquéllas personas que hayan cotizado a la Seguridad Social por el tiempo adecuado, tienen ya derecho a la Sanidad Pública no urgente, es decir, al médico o enfermeras de familia, a pruebas diagnósticas programadas (análisis, radiografías, ...), y en definitiva, a una adecuada protección de su salud, como garantizan, no sólo la Constitución Española, sino el más elemental sentido ético y de salud colectiva. Estamos hablando de inmigrantes en situación irregular, pero también de ciudadanos y ciudadanas españoles de más de 25 años que no hayan cotizado nunca, situación a la que por ejemplo se han visto obligados miles de becarios o parados que han agotado sus plazos de prestación.

 

manifiesto_sanidad4.jpgAtacando desde una posición aséptica de "rentabilidad a toda costa" de los actuales dirigentes, se soslaya (cuando no directamente se niega) la humanidad de la construcción social colectiva. Obnubilados por cifras macroeconómicas que sólo parecen querer salvar a banqueros ladrones, aristócratas estafadores y directivos multimillonarios, una vez más la ciudadanía es desposeída de derechos básicos con la esperanza de que permanezcamos dóciles y en silencio. Hay que romper el silencio. Por todo ello, ciudadanos y ciudadanas conscientes MANIFESTAMOS:

 

1.- Que somos contrarios a la NO ATENCIÓN a las personas inmigrantes que viven y trabajan en nuestro país (sea cual sea su situación), a la que tienen derechos como ciudadanos del mundo, así como a los ciudadanos/as españoles que por circunstancias laborales no han cotizado a la Seguridad Social.

 

manifiesto sanidad52.- Que nos oponemos diametral y radicalmente a las nuevas legislaciones sanitarias y sus reglamentos, que sacan del sistema de protección de la salud a decenas de miles de personas que deberían tener acceso a ella, como DERECHO UNIVERSAL QUE ES, reconocido por las Naciones Unidas, al margen de origen o situación legal.

 

3.- Que pediremos a nuestros médicos y médicas, enfermeros y enfermeras, fisioterapeutas y demás personal sanitario, que sigan atendiendo a estas personas, declarándose en rebeldía de la manera adecuada, a través de las campañas puestas en marcha por sociedades científicas como SEMFYC o de cualquier otra manera que consideren.

 

manifiesto_sanidad6.jpg4.- Que pedimos el boicot electoral a las formaciones políticas que no recojan en sus programas la Sanidad enteramente pública, libre de privatizaciones o externalizaciones en su propiedad, provisión o gestión, así como la oposición al re-pago por asistencia sanitaria en el momento del uso.

 

5.- Que uniremos fuerzas con cuantas personas que consideren (como nosotros y nosotras) que la humanidad, la justicia y la libertad sólo se garantizan en lo sanitario mediante la apuesta por las políticas de SANIDAD PÚBLICA, UNIVERSAL Y GRATUITA EN EL MOMENTO DEL USO que defendemos.

Compartir este post
Repost0
23 septiembre 2012 7 23 /09 /septiembre /2012 23:00

El pasado día 18 apareció publicada una carta del Rey Juan Carlos, en su propia y renovada web oficial de la Casa Real, que creo merecen unos comentarios desde la izquierda. La carta en sí es tremendamente breve, consta sólo de dos o tres párrafos, y en ella básicamente, nuestro monarca sigue en su línea de grandes discursos y llamamientos a la unidad de todos los españoles para superar las dificultades. Muy en su línea. En general, es una carta que no aporta nada nuevo, es un más de lo mismo, como si Su Majestad hubiese adelantado al menos una parte del discurso navideño. Voy a responder a continuación a algunos de los pasajes de la carta.

 

En el segundo párrafo dice textualmente: "...solo superaremos las dificultades actuales actuando unidos, caminando juntos, aunando nuestras voces, remando a la vez...". Es el clásico mensaje de quien ve al pueblo desde su atalaya, y que además poco tiene que aportar, más que apoyar y legitimar las políticas que se están haciendo. Pero usted sabe, Majestad, que las políticas que se están haciendo no son legítimas, no proceden de ningún Programa Electoral votado por los españoles, ni de ningún referéndum que el pueblo español haya aprobado. Proceden de Instituciones no democráticas, que no representan al pueblo español, proceden de esa Unión Europea, a quien nuestro Gobierno le hace de perrito faldero, acatando sin más, porque las comparte, todas sus indignas, indecentes y suicidas medidas. Son medidas que apoyan a los poderosos, mientran hunden al pueblo.

 

 

 

carta rey

 

 

Lo siento, Majestad, pero ya no es hora de pactos, ni de consensos, ni de acuerdos, ni de grandes anuncios, ni de llamadas a la responsabilidad, ni a la concordia...se acabaron todos esos recursos. Ahora es hora de luchar. Toca luchar por lo que hemos perdido, luchar por recuperar la dignidad de la clase trabajadora, ésa que Su Majestad debería defender a capa y espada, porque es su pueblo, en vez de ponerse al lado de los opresores, representados por el Gobierno y las Instituciones Europeas. Como Rey de todos los españoles, echo de menos en su Carta algunas referencias interesantes, tales al empobrecimiento masivo de la mayoría de la sociedad, a las míseras prestaciones por desempleo, al trabajo precario, a la pobreza, a las desigualdades sociales, y en el otro extremo, a los rescates de banqueros (ésos que le acompañan a usted en sus giras internacionales), a las grandes fortunas, a los grandes empresarios que defraudan a Hacienda (con quien usted se reúne tan a menudo), a la amnistía fiscal de este Gobierno, y a tantos y tantos males e injusticias que nos aquejan como sociedad.

 

En otro pasaje de su Carta, dice textualmente: "...En estas circunstancias, lo peor que podemos hacer es dividir fuerzas, alentar disensiones, perseguir quimeras, ahondar heridas...". Si sus palabras están motivadas por la manifestación del pueblo catalán pidiendo su independencia, está usted equivocado, porque un pueblo en marcha no se detiene nunca, simplemente es un sentimiento irreprimible. Desde ya le digo que Cataluña tendrá algún día su anhelada independencia del resto de España. Es inútil poner palos en esa rueda. Si sus palabras están motivadas por la manifestación del pueblo español, representado por más de 150 organizaciones sociales, con los dos sindicatos mayoritarios a la cabeza, pidiendo que se acaben los recortes del Gobierno y que otra política es posible, también está usted equivocado, Majestad.

 

Aunque este ilegítimo Gobierno, al que usted también apoya, se empeñe en seguir practicando las actuales políticas, llegará un momento en que la rabia contenida, la rebeldía de millones de personas explote, y dé lugar a algo, Majestad, más traumático, porque quizá, llegado ese momento, la ciudadanía ya no se conforme sólo con derrocar al Gobierno, sino que también pretenda derrocar a la Institución que usted representa, es decir, la Corona. Somos ya muchos los que pensamos que España se merece una III República, y que ésta es la mejor forma de Gobierno y de Estado, la mejor organización y plasmación democrática posible. Así que lo siento por usted, Majestad, pero esta situación llegará. Se lo prometo.

 

Por otra parte, Majestad, también le recuerdo que "perseguir quimeras" es lo más bonito que el ser humano puede ejercitar, porque le recuerdo que eran consideradas quimeras, hace varios siglos, que los trabajadores de todo el mundo pudieran sindicarse, pudieran dejar de ser esclavos, y tener un salario digno que les permitiera vivir como ciudadanos libres. Esto ocurre hoy porque hubo muchos ciudadanos del mundo que se plantearon que había que alcanzar esa quimera, que había que luchar por ella, porque era justa. No nos quite usted también la esperanza y la ilusión de perseguir las quimeras, de perseguir aquélla sociedad que anhelamos, porque creemos en ella, porque sería una sociedad más justa, libre y avanzada. No es una quimera poder encontrar un empleo digno, estable, de calidad, no es una quimera aspirar a vivir sin la presencia de la Iglesia Católica, no es una quimera disponer de Sanidad y Educación completamente gratuitas y universales, no es una quimera poder disfrutar de nuestra jubilación cuando ya no tengamos edad para trabajar, no es una quimera que un pueblo quiera decidir sobre su propio destino...podría ponerle muchos más ejemplos. No son quimeras, Majestad, y es eso justo lo que queremos.

 

En otro momento también habla Su Majestad de "...defender el modelo democrático y social que entre todos hemos elegido...". Efectivamente, eso es lo que muchos estamos haciendo, defender la Constitución, defender que se cumpla, porque no sé si usted sabe, Majestad, que la tan elevada a los altares, pero en realidad ninguneada Constitución Española de 1978 no se cumple en una inmensa mayoría de su articulado. Sobre todo, toda la parte de nuestra Carta Magna que habla de nuestro Estado Social y Democrático de Derecho, y la que habla de los derechos básicos de las personas, tales como el trabajo, la vivienda, etc. Muchos españoles luchamos para que todos estos derechos se cumplan, mientras otros intentan que cada vez estén más lejos. Así que son otros los que intentan atacar ese "modelo democrático y social que entre todos hemos elegido", Majestad.

 

Por último, hace usted una defensa del período de la Transición, pero para muchos ciudadanos, este período no fue como usted lo pinta. Fue un período donde la izquierda tuvo que renunciar a muchas más cosas que la derecha, donde se mantuvieron las correlaciones de fuerzas de los estamentos sociales procedentes del franquismo, y donde sectores como la Iglesia, la Banca y el Ejército, entre otros, mantuvieron un poder sobre otros estamentos que llega hasta hoy día, lo cual provoca que muchos ciudadanos queramos acabar con esta situación, es decir, y según usted, pretendamos "perseguir quimeras". Por cierto, un período, el de la Transición, que se aseguró de perpetuar en la Jefatura del Estado a una familia real, la suya, y un sistema político, la Monarquía Parlamentaria, que muchos españoles no queremos.

Compartir este post
Repost0
20 septiembre 2012 4 20 /09 /septiembre /2012 23:00

Como una prueba palpable y fehaciente de que hay dinero, de que el Gobierno se preocupa de buscarlo cuando quiere, y de las prioridades de nuestros gobernantes, vamos a reflejar en el presente artículo cómo al Ministerio de Defensa no sólo no le afectan los recortes que se han practicado en otras áreas ministeriales, sino que cumple con sus compromisos de pago a sus "proveedores" (empresas de armamento) con total prioridad y diligencia. En efecto, en el Consejo de Ministros del pasado 7 de septiembre se ha aprobado un Real Decreto Ley por el que se concede un crédito extraordinario a este Ministerio por un importe de 1.782 millones de euros, que será utilizado en pagar a las empresas que han entregado armamento a Defensa (los llamados "PEA", Programas Especiales de Armamento), durante los pasados años 2010 y 2011, así como por los compromisos de 2012 que no han sido contemplados en el presupuesto de este Ministerio.

 

credito_defensa1.jpgTodo ello ha sido publicado por el Centro de Estudios por la Paz, y fue debatido y votado en el Congreso de los Diputados el día anterior a su aprobación, quedándose sólo el Grupo Parlamentario de La Izquierda Plural en la oposición al mismo. Todos los demás grupos votaron a favor de su aprobación. Y como dijo literalmente José Luis Centella en su intervención: "¡Cuántos profesores se podrían contratar con estos 1.700 millones de euros!". Pero está claro que ésa no es la prioridad de este Gobierno, que como estamos viendo, prioriza los gastos militares a los gastos sociales. Sólo hay que echar un vistazo a los Presupuestos Generales del Estado. Y hablan de compromisos adquiridos, parece ser que estas empresas de armamento no pueden esperar a cobrar, como llevan esperando mucho tiempo para cobrar miles de pequeñas y medianas empresas de otros ámbitos, muchas de las cuales se dedican a atender los servicios sociales de los más vulnerables, de los más débiles, de los más necesitados, y que no pueden pagar a su personal, y que se están viniendo abajo.

 

credito_defensa2.jpgO como por ejemplo llevan esperando los farmacéuticos, el sector de las farmacias está viéndose desde hace varios años muy perjudicado por el Ministerio de Sanidad y las Consejerías de Sanidad de varias Comunidades, pero da igual, ellos sí pueden esperar...con ellos no hay compromisos adquiridos...¿Hacen falta más ejemplos? Se nos dice por activa y por pasiva que no hay dinero, y desde aquí queremos decirle alto y claro al Gobierno que deje de tomarnos por imbéciles, pues sabemos que no es cuestión de dinero (que lo hay, y de sobra), sino de ideología política y de prioridades, y el Partido Popular que sustenta al Gobierno las tiene muy bien marcadas: rescatar y salvar a los Bancos, a las grandes fortunas, a los grandes empresarios, a la industria del armamento (de la cual nuestro Ministro de Defensa fue gran paladín), y en fin, a todo menos a las políticas sociales, a la Sanidad, a la Educación, a la Dependencia, a los Servicios Sociales, al empleo público, a los desempleados, a los pensionistas, al rescate ciudadano en general...Todo eso puede esperar.

 

Por último, y como curiosidad y extraordinaria coincidencia, señalar que el Secretario de Estado de Defensa (SEDEF), Pedro Argüelles, resulta ser, según declaración pública, el miembro del Gobierno con un mayor patrimonio personal declarado, concretamente 18 millones de euros. Sin más comentarios. Lo dejamos aquí. 

Compartir este post
Repost0

Presentación

  • : Actualidad Política y Cultural - Blog de Rafael Silva
  • : Blog de Rafael Silva. Presenta artículos de opinión basados en la actualidad política, cultural y social.
  • Contacto

Búsqueda

Categorías